• Javier Manso Mora

    (Javier Manso Mora)

Javier Manso Mora:

  • ¿Importa el tamaño en el portero del fútbol base?

    Hacía tiempo que quería escribir sobre este tema pero no encontraba el momento. Hace unos días una madre de un portero “bajito” se quejaba en un grupo de la escuela de porteros que a su hijo en ocasiones los equipos contrarios lo infravaloraban por su estatura. A veces hasta con comentarios tan típicos cómo “al portero chutarle por arriba que no llega”. La vivencia de ese chico me hizo volverme a plantear escribir sobre el tema.

    Momento de saludo entre Cambrils UCF
    y Fenerbahçe. Gran diferencia de estatura
    entre Pau y el portero rival

    ¿Importa el tamaño del portero de fútbol base?. Yo creo que sí y bastante. Me explico. Ser más alto no te hace ser mejor portero, ni mucho menos, pero sí te da cierta ventaja en circunstancias del juego. No soy un técnico entendido y tal vez mi siguiente apreciación sea errónea, pero alguna vez me  ha parecido mejor técnicamente un portero pequeño de un equipo humilde que porteros grandes de equipos importantes. Aunque luego miras el fútbol base de los equipos punteros y la mayoría tienen porteros grandes. 

    ¿Esto significa que a un chico bajito hay que negarle la ilusión de ser portero? Ni mucho menos. Cualquier chaval debe poder hacer el deporte que desee aunque no tenga el mejor físico para ello. En los pocos años que llevo viendo fútbol base siguiendo a mi hijo, he visto chicos bajitos con grandes condiciones de portero y que disfrutan en esa posición. Y al final lo importante es eso, que disfruten. No llegarán a ser profesionales seguramente, pero es que el portero grandote que ficha por un equipo importante por su tamaño seguramente tampoco. Yo soy de los que piensa que el objetivo final de un pequeño portero es disfrutar del deporte y aprender de sus valores. El objetivo no es crearse un oficio, eso lo deben hacer estudiando.

    Resultado de la encuesta que realizamos en Twitter. No hay duda,
    3 de cada 4 opinan que el tamaño influye en mayor o menor medida

    Hace un tiempo hablamos como influía la fecha de nacimiento en el futbol base, viendo que los equipos de la élite habitualmente fichaban a chicos de los primeros meses del año. En el caso del tamaño pasa lo mismo. A misma calidad como portero, tendrá mayores oportunidad de formarse en un gran club aquel que tiene mayor estatura. Es de lógica aplastante. Por ello el chico que quiere ser portero con una estatura media-baja debe disfrutar de la posición e intentar ayudar a su equipo defendiendo la portería, sabiendo que debe suplir la falta de altura con otras condiciones importantes para parar el balón.

    Imagen comparativa de la altura de Casillas, Campos y Neuer
    Fuente: Blog “Como ser un arquero profesional

    Y eso no sólo pasa en el fútbol base seguramente. Ante igual calidad seguramente se escogen porteros para equipos amateurs basándose mucho en la estatura. Esto es como en el baloncesto: si no eres alto lo tienes complicado, si eres un poco alto para base o alero y si eres exageradamente alto para pivote. 
    Pau con el portero del PSV Eindhoven
    tras disputar partido en el Mundialito
    Además de ser bastante alto,
    técnicamente muy bueno.

    Como sabéis todas nuestras reflexiones se originan de las vivencias con nuestro pequeño. Pau es de estatura media. Aunque come mucho, es bastante delgado. Ello le da mucha agilidad y rapidez, pero hace que no tenga tanta fuerza como otros compañeros. Juega bastante bien con los pies y en el juego de posesión de su equipo suele actuar de forma bastante acertada, pero al tener que enviar algún balón largo su potencia de chute es menor que la de otros compañeros. Como siempre digo cuando hablo con algún técnico, a Pau lo que le falta es fuerza, pero eso con los años seguramente lo conseguirá. Diferente sería si lo que le faltara fuera técnica, porque eso es más difícil de conseguir. ¿Con mayor estatura y corpulencia podría parar más? Seguramente sí. Pero es lo que hay. Ahí no podemos hacer nada, simplemente ser consciente de que existen unas limitaciones “físicas”. Si fuera alto, rápido, grande, fuerte, jugara perfecto con los pies, tuviera gran capacidad de salto y blocara todos los balones jugaría en un equipo puntero. Pero como es un chico “normal”, estamos encantados de que siga disfrutando del fútbol en el Cambrils UCF, el equipo de nuestro pueblo 😉

    ¿Y vosotros que pensáis, tan importante es el tamaño en el portero del fútbol base?

  • Nuestra experiencia en el Mundialito del Futbol Base

    Cómo ya os explicamos en nuestro último artículo, esta Semana Santa se ha disputado en la Costa Daurada la 24 edición del Mundialito de futbol base. Nosotros lo hemos podido vivir gracias a que el equipo de Pau participaba en la categoría benjamín del torneo. Partiendo de que nuestro hijo juega en un equipo humilde, para él ha sido todo un lujo poder compartir cartel con grandes clubs y poder jugar contra equipos conocidos internacionalmente. Aunque ha sido una paliza de partidos, la valoración global en nuestro caso es muy positiva.

    La inauguración

    El sábado 19 se celebraba la ceremonia inaugural, con espectáculo en el centro del campo, desfile de los equipos y fuegos artificiales. Todo ello como si se tratara de un acontecimiento olímpico. Lo que más impactaba era la multiculturalidad. Gente de diferentes sitios del planeta, con sus diferentes indumentarias típicas de su región, dando un ambiente muy colorido a la grada. Chicos de diferentes lugares, diferentes color de piel, diferentes creencias religiosas, pero con un factor en común: el fútbol.

    La fase de grupos

    En la fase de grupos el equipo de Pau se estrenaba ante el Fenerbahçe de Turquia. Y aquí saltó la sorpresa. Los chicos se presentaron al partido pensando que lo normal era perder ante un equipo de un club de la 1a división turca. Pero no fue así y el benjamín A del Cambrils UCF acabaría ganando por 6-2 en un partido muy disputado hasta el final. Para Pau y sus compañeros aquello era todo un logro, más después de estar pasando un mal momento en su liga. Del equipo turco nos llamó la atención del tamaño del portero, tan alto como los padres de nuestro equipo. 

    Os dejamos el vídeo del partido por si lo encontráis de vuestro interés:

    El resto de partidos de grupos fueron contra USA International East de Nueva York, el FFA Warsawa de Polonia y el Cidade Jardim de Brasil. Las victoria antes los 2 primeros sumado al empate con los brasileños les dió el pase como primero de grupo a la Copa Oro, colocándose entre los 16 mejores equipos benjamines del Torneo.

    Los octavos

    Y llegó el partido contra el PSV Eindhoven. Ahora ya tocaba eliminatoria, y los cruces no habían sido demasiado favorables y les había tocado jugarse el pase a cuartos ante un todo poderoso PSV. Y pasó lo razonable y lógico. El PSV Eindhoven derrotó a los chicos de Cambrils UCF por 9-1. Nada a decir. Eran mejores técnicamente y mucho más rápidos. Victoria justa de los holandeses. Aunque fue un golpe duro para Pau y sus compañeros, que afrontaban el partido con mucha ilusión y ganas de dar guerra, creo que pasó lo más lógico. Creo que se han de quedar con la oportunidad que han tenido de jugar ante un equipo tan importante como el PSV.

    Os dejamos el vídeo del partido por si os apetece verlo:

    La experiencia 

    Lo mejor de todo no son los goles o las paradas. Lo mejor de todo es haber podido disfrutar del fútbol con chicos de otros países y culturas, pudiendo jugar contra equipos de renombre como Fenerbahçe y PSV Eindhoven. A excepción del 1er partido, dónde aun íbamos un poco perdidos, Pau tomó como tradición fotografiarse con los porteros rivales. Un gran recuerdo inmortalizado en una instantánea.

    No sé si Pau tendrá la oportunidad de volver a participar en un acontecimiento como éste, así que sólo queda agradecer a la organización todo el montaje y a su club por las gestiones para que su equipo haya podido participar.

    Acabamos el artículo con un vídeo con una recopilación de imágenes del Mundialito:

  • Espectacular Mundialito de fútbol base en Cambrils

    Se acerca la Semana Santa, época de procesiones religiosas, de vacaciones escolares y de torneos deportivos varios. Esta año en nuestra población, Cambrils, se celebra el Mundialito de Futbol Base, en su 24a edición. Un acontecimiento multitudinario que se ha celebrado en diversas sedes, la última en portugal, y que este año traerá a la provincia de Tarragona, miles de niños para participar en un torneo espectacular.  
    Espectacular por lo que mueve, con la presencia de 4000 jugadores de 200 equipos de 50 países diferentes. A ello hay que sumar familiares y técnicos.

    Espectacular por el montaje, sobre todo a nivel de infraestructuras. Transformarán el campo de atletismo de Cambrils en un estadio con capacidad para 10.000 personas, pasando a ser el segundo estadio más grande de la provincia después del campo del Nástic y por encima del del Reus Deportiu. Además contará con un museo del fútbol, fun zone, plató TV con programas en directo, zona de restauración entre otros muchos servicios. 

    Espectacular por los equipos que vienen. Sólo hace falta de ver el cartel. A parte de los equipos españoles de primera línea, visitarán Cambrils equipos de las mejores ligas europeas y hasta equipos de otros continentes. 

    Espectaculares por la organización con una gran ceremonia inaugural y una de clausura con premios para todos los chicos.
    Y lo mejor de todo es que lo podremos disfrutar con nuestro pequeño. Pau compite en la categoría benjamín con su equipo. Jugarán contra el Fenerbahçe Turco, un equipo de Brasil, uno de USA y uno de Polonia. 

    De todo sólo me fastidia una cosa, sólo una. Que sólo podré ver uno de los partidos de la fase de grupos, porque el resto se juegan entre semana y el trabajo no perdona. Así que espero que Pau como sus compañeros disfruten del torneo, por encima de si ganan o no, y que todos aquellos que vengáis de fuera os sintáis bien acogidos en nuestro pueblo. 
    Nos vemos por el mundialito 😉
    Web con toda la información del mundialito: http://mundialito.org/
  • El factor Ter Stegen en la remontada del Barça ante PSG, una oda a la importancia del portero.

    Imagen: Mundodportivo.com
    Gran partido de fútbol el que vimos ayer en la victoria 6-1 del FC Barcelona ante el Paris Saint Germain. Todo el mundo estará de acuerdo que el héroe del partido fue Sergi Roberto con su gol en el tiempo de descuento que daba la clasificación al Barça. Nadie discutirá que el mejor del partido fue Neymar y que Luis Enrique en esta ocasión le ganó la partida táctica a Unai Emery. Pero yo me quiero parar en otra figura, en la del portero. Sé que soy partidista porque mi pequeño juega en esa posición pero creo firmemente que el factor Ter Stegen fue fundamental para conseguir la hazaña. Os exlicaré porqué

    En el marcador figuraba un 3-1. Cavani ganaba en velocidad a la defensa azul-grana y encaraba a Ter Stegen. Chute cruzado que despeja de forma magistral el portero con su pie izquierdo. Una parada que a lo mejor no suponía nada en aquel momento dió lugar a los minutos locos en los que el Barça conseguiría los 3 goles que le darían el pase. Podríamos decir que con esa parada empezó todo. ¿No la habéis visto?. Aquí la tenéis:

     Pero ahí no acabó el factor Ter Stegen. 90+1, Neymar conseguía el quinto gol. Sólo un tanto les separaba de lo que parecía imposible. Al poco tocaba fletar jugada a balón parado. El portero culé sube a rematar. Un puntito naranja entre una multitud blanca y  azul-grana. Allí se veía que el portero es diferente. En aquella jugada había algo raro, 2 porteros en una misma área. Y el lanzamiento fue rechazado. Ter Stegen sale corriendo hacia su portería y en su camino roba el balón al delantero que podría haber creado el contrataque que acabara con cualquier esperanza. Y después del robo, recibe una falta. ¿Sabéis que falta?. Si, esa. La falta que acabaría en el gol de Sergi Roberto

    Imagen de ara.cat
    ¿Y que pasa después del gol? Todos a celebrarlo con Sergi Roberto. Todos menos uno. Ter Stegen corría celebrando el gol en dirección contraria, en dirección a su portería. Porque ser portero es eso. Ser portero es celebrar en soledad porque no puedes descuidar tu marco. Ser portero es ser ese personaje con camiseta de color distinto, que muchas veces desde la sombra, es pieza clave para conseguir las victorias. 
    Podría haber titulado “El factor portero” en vez de “El factor Ter Stegen”, pero creo que esta vez hay que ponerle nombre a ese gran portero que fue un claro ejemplo de lo importante que es un guardameta para un gran equipo.
    Y sonó el final y el Barça pasó. Ya sabemos que una moneda siempre tiene dos caras. Y ahí estaba Trapp abatido. La alegría de unos, es la desgracia de otros, pero allí estaba Ter Stegen para abrazar a su “colega”. Aunque defiendan porterías rivales, ambos tienen una función específica que ninguno de los otros 20 jugadores tienen, y eso hace que aunque sean rivales, sean compañeros de “oficio”

    ¿Y sabéis que? Ser portero no es fácil, pero estoy orgulloso que nuestro pequeño lo sea.
  • ¿Es falta si el portero bota el balón?

    Hace unos días, en un grupo de whatsapp de la escuela de porteros dónde llevamos al pequeño, un padre preguntó si era falta cuándo el portero botaba la pelota teniéndola en su poder. Todos sabemos que cuando el guarda-meta deja la pelota en el suelo no la puede volver a coger. La duda era si se podría clasificar igual el gesto de botarla. 



    Enseguida los entrenadores aclararon que no. Uno de ellos, arbitro también, nos enlazó la normativa, una reglamentación que había cambiado hacía unas temporadas.

    ¿Y qué dice la normativa?:
    “El guardameta estará en posesión del balón cuando:
    – tenga el balón en las manos o entre la mano y una superficie(p.ej. el suelo, su propio cuerpo) o cuando la toque con cualquier parte de las manos o los brazos, excepto si el balón rebota acidentalmente en él, por ejemplo,después de haber efectuado una “salvada”;
    – tenga el balón en la mano abierta y extendida.
    – bote el balón en el suelo o lo lance al aire.
    Cuando el guardameta tenga posesión el balón con las manos, ningún adversario podrá disputarle el balón. “
    Queda claro en la reglamentación que botar el balón no es sancionable. Y ello me deja algo más tranquilo. No me preguntéis porqué pero Pau tiene mucha manía de botar el balón tras hacer una parada. Es una acción que creo que hace de forma automática sin pensar, algo que si tuviéramos que reeducar sería difícil, y seguro que de tanto en tanto algún bote se escaparía.

    También hay que destacar que durante el bote o al mantener el balón en la palma de la mano, ningún rival puede disputar la pelota. ¿Quién no recuerda el gol de Tamudo en la Copa del Rey?. Toni tenía el balón en su posesión. Tras un bote y aguantar la pelota en la palma de su mano, Tamudo se la robaría de cabeza y por su espalda, finalizando la jugada en gol. Con la normativa actual, este gol no hubiera sido legal. Aquí os dejamos la secuencia de la famosa jugada:

    Así que ya sabéis: hay que dejar a los porteros botar el balón en paz 😉
  • El viento, el gran enemigo del portero

    Estos últimos días en la Península Ibérica hemos sufrido diferentes situaciones meteorológicas que han provocado la suspensión de partidos, hasta  de la 1a división española (Liga Santander). Ello nos dio pie a preguntar en las redes sociales por la opinión que tenían porteros, entrenadores y familiares, sobre que fenómeno meteorológico era más adverso para los porteros. Utilizamos el servicio de encuestas de Twitter y el resultado fue arrollador: De 97 respuestas, el 89% tenía claro que el viento era lo más perjudicial para el guarda-meta. 

    El resultado es tan amplio que no cabe duda. Tal vez el frío o el calor intenso puedan disminuir la agilidad de los movimientos. Puede que la lluvia haga que el balón vaya más rápido o que un charco lo llegue a frenar. Pero es el viento el que puede frenar, acelerar o cambiar la trayectoria de un balón. Es el viento el que puede hacer entrar ese balón en la portería al no poder el cancerbero calcular con exactitud la velocidad y el camino que describe la pelota. Es por ello que encuentro lógico el resultado de la encuesta. 
    Como sabéis, las experiencias con nuestro hijo nos ayudan a tener una opinión propia sobre los temas tratados en el blog. En el caso de los fenómenos meteorológicos, Pau siempre ha sufrido mucho con el viento. Además vivimos en una zona dónde habitualmente sopla fuerte. Recuerdo en los primeros años de ser portero que tras un chute raso lejano se preparó para coger el balón y un golpe de viento aceleró el balón y acabó dentro. Se quedó parado pensando “¿Que ha pasado?”
    Y como nos gusta lo de hacer vídeos, vamos a recuperar uno de hace un par de años. Era un día que jugaba en Hospitalet de l’Infant, una población muy ventosa de la costa de Tarragona. Ese día los golpes de viento dificultaban mantenerse en pie a los chicos de 6-7 años. Ahora viendo el vídeo se ve divertido, pero no lo pasaron demasiado bien los pequeños:
    Como veis, si los profesionales sufren con el viento, los pequeños porteros mucho más. Así que si toca partido con viento, un par de piedras en los bolsillos y a rezar que sople a favor 😉
  • Participando en el programa de fútbol base de Radio Marca Donostia

    A veces uno no es conscientes de que estas líneas pueden llegar a una diversidad grande de lectores. Uno de esos lectores como responsable de un programa de radio de fútbol base en Radio Marca Donostia nos invitó a poder compartir unos minutos de radio. Pudimos hablar del blog y sobre diversos temas relacionados con el fútbol base. 
    Como entenderéis, nos llena de orgullo que nuestro blog pueda tener lugar en un programa de una radio deportiva importante como es Radio Marca, aunque sea en una emisión local.
    Os dejamos un vídeo de Youtube con el fragmento del podcast dónde conversamos un rato con Carlos Bengoa presentador del programa Guipuzkoa Futbol. Dar las gracias a Carlos y su equipo por darnos la oportunidad de pasar un buen rato hablando de fútbol y poder dar a conocer un poquito más nuestro blog. 

    Os dejamos el enlace por si queréis escuchar el programa completo:
    http://www.ivoox.com/gipuzkoa-futbol-16-01-2017-audios-mp3_rf_16377808_1.html

  • Lo mejor y lo peor de 2016

    Se termina el año y es momento de hacer balance de lo sucedido durante estos 12 meses, tanto en lo personal como en lo laboral. Una parte de nuestra vida la ocupan nuestros hijos, y las valoraciones que hace uno están habitualmente asociadas a las vivencias de los más pequeños de la casa. Como este blog gira en torno a lo que sentimos como padres de un pequeño portero de fútbol base, también nos paramos a evaluar todo aquello sucedido en este 2016 relacionado con este tema.
    Así como hay años que pasan sin pena ni gloria, este 2016 hemos podido vivir muchísimas cosas, tanto negativas como positivas relacionadas con el fútbol.
    Sin duda, una de las mejores cosas que nos han sucedido fue gracias a la gente de Mc Donalds. Tras ganar un concurso con un divertido vídeo, Pau pudo conocer al gran Fernando Torres y viajar a Toulouse, dónde salió con la Selección Española al campo en el primer partido de la Eurocopa. Todavía habla entusiasmado de su conversación con Silva en el túnel de vestuarios y de poder ir con Cesc de la mano. Una experiencia única que pudimos vivir y que no se nos borrará de la memoria. 
    Pero también ha habido momento no tan bonitos. Este año ha tocado cambiar de equipo. Aunque estaba muy feliz en el Reus Deportiu, desde la coordinación decidieron que Pau no siguiera. Fue un momento complicado. Tocó volver a su antiguo club, el Cambrils Unió. Algo que vivió de forma bastante negativa en un primer momento, ahora ya forma parte del pasado. Volver con sus antiguos compañeros le ha devuelto la sonrisa y estamos disfrutando del fútbol como si no hubiera pasado nada. 
    Otra cosa negativa ha sido las diversas veces que Pau ha tenido que estar de baja, ya sea por capsulitis, por la apendicitis o por resfriados varios. Afortunadamente todo superado.
    Pero aunque ha habido cambios, ello ha comportado cosas positivas. Nos hemos reencontrado con antiguos compañeros y entrenadores y hemos conocido nuevos, tanto en el Cambrils Unió como en la escuela de porteros.

    Premio a lo mejor y lo peor del 2016
    Así que le damos el título de “Lo mejor de 2016” a la experiencia vivida entorno a la selección española en la Euro 2016. Sin duda una vivencia única.
    Al título de “Lo peor de 2016” le cambiaremos el nombre, y lo bautizaremos como el premio a “Lo no tan bueno de 2016”, que otorgaremos al adiós al Reus Deportiu. No me gustaría calificarlo como lo peor, porque al final el resultado tampoco fue tan malo. 
    ¿Que esperamos de 2017? Simplemente que Pau siga sonriendo cuando tenga un balón de fútbol delante. 
    Acabar este artículo deseando a todos una feliz Navidad y un prospero 2017. Dar las gracias a todos aquellos que nos seguís y pedir disculpas si en alguna ocasión durante este 2016 hemos podido molestar a alguien. Nuestra intención única ha sido compartir con vosotros nuestras vivencias como familia con un pequeño portero, y ese es el ánimo con el que intentaremos seguir escribiendo. 
    ¡¡¡Nos leemos en 2017!!!

  • De héroe a villano en 24 horas

    Muy comentada es la frase de que el portero pasa de héroe a villano en un instante. Este pasado fin de semana nos tocó vivirlo en primera persona con Pau, cuando le tocó jugar 2 partidos.
    En el club de Pau hay 7 equipos de categoría benjamín pero sólo 6 porteros. Algo habitual en los primeros años del fútbol base, dónde la mayoría de niños prefieren meter goles que no pararlos. En esta caso en concreto lo que hace la coordinación es hacer que uno de los porteros juegue con su equipo y con el benjamín que no tiene. Según la distribución de los partidos van uno u otro. Este pasado fin de semana, el benjamín A, equipo de Pau, jugaba el domingo, con lo que él fue el elegido para ir el sábado con el benjamín F. Pau encantado poder jugar dos partidos.
    Pues bien, el sábado el partido salió redondo. Victoria por 4-2 en la que tuvo un papel muy destacado Pau, que firmó una muy buena actuación, haciendo que el dominio del equipo rival no derivará en la derrota de su equipo. Al final del encuentro, Pau salía con una sonrisa de oreja a oreja explicando que hasta el contrario le había felicitado por su partido.
    Y llegó el domingo. Tocaba jugar segundo contra tercero. Un partido importante para el benjamín A. Pero las cosas salieron fatal. El equipo rival con muchísima intensidad se hizo amo del encuentro y Pau firmó uno de los peores partidos que le he visto en tiempo, acabando con un marcador de 6-0 en contra. Si Pau hubiera estado perfecto, la distribución de puntos hubiera sido la misma, porque alguno de los goles eran incontestables y los compañeros de Pau tampoco tuvieron el día. Acabó el partido y esta vez Pau salió con lágrimas en los ojos. Estaba avergonzado de cómo le habían salido las cosas y que su actuación había perjudicado mucho a su equipo. Yo cómo espectador del encuentro era consciente de que no había estado nada bien, pero cómo padre en esos momentos tenía que hacerle ver que no pasaba nada. Ni él ni el resto del equipo lo habían hecho bien. El rival había sido mejor en todos los aspectos y eso había acabado con el marcador abultado. 
    ¿Era tan bueno Pau el sábado y tan malo el domingo?. No. Era el mismo chico que disfruta siendo portero. Pero el fútbol es así. Unos días salen las cosas bien y otras no tanto. Sea por el motivo que sea. La noche del sábado al domingo Pau pasó mala noche con fiebre, pero a la hora del partido con tratamiento la fiebre había desaparecido. ¿Podría haber influenciado eso? Tal vez, pero yo creo que el resultado hubiera sido el mismo en circunstancias normales. 
    A todo ello le tenemos que sumar que la figura del portero está más predispuesta al elogio y la crítica. Sus aciertos y sus errores son tremendamente visibles y suelen influenciar en el marcador. 
    Creo que en un chico con 9 años recién cumplidos es normal que haya días buenos y no tan buenos. Si todos sus días fueran buenos seguramente estaría jugando en un equipo de primer nivel. y la realidad es que está muy feliz jugando en el equipo de nuestro pueblo, aunque el domingo hasta quisiera dejar el fútbol tras la derrota. 
    Los niños todos quieren ganar, ser héroes, pero también es importante saber que hay ocasiones en que se pierde, en que uno puede llegar a ser el “villano”. El sábado Pau sonreía, el domingo dejaba escapar alguna lágrima, pero lo importante es que ese fin de semana aprendió que un día estás arriba y otro día abajo y que has de levantarte. Y darte cuenta que tanto el sábado como el domingo era el mismo, ni héroe, ni villano, simplemente portero. 
  • Soy padre de fútbol base y soy “egoísta”

    Efectivamente, soy padre de fútbol base y soy “egoísta”. Pensaréis que vaya forma de comenzar un artículo, cómo si se tratara del inicio de una reunión de adictos anónimos, pero todo tiene su explicación.

    Os pondré en antecedentes. El pasado sábado el equipo de Pau jugaba un torneo. Pau es el único portero del benjamín A, pero para esa jornada la coordinación del club decidió que el compañero del benjamín B compartiera portería con él. Tras una fase de grupos, jugaron los cuartos de final contra Rapitenca, un muy buen equipo que había ganado a Villarreal y Nástic de Tarragona. En las semifinales esperaba el benjamín B del FC Barcelona. Tras el tiempo reglamentario el marcador no se movió y con el 0 a 0 todo se debía decidir en la tanda de penaltis. Pensaba que Pau como portero del equipo sería el elegido para defender la portería. Había hecho un buen torneo sin encajar ningún gol y él había sido el portero que había acabado el partido bajo los palos. Pero los técnicos decidieron que fuera el compañero del B el que defendiera la tanda de penaltis. Finalmente la suerte no estuvo del lado del equipo de Pau y quedaron eliminados. 
    Aquella decisión, que estoy seguro que los técnicos la pueden argumentar perfectamente, no le gustó mucho a Pau. Su equipo se jugaba el pase a semifinales, él había estado bien todo el torneo y en el momento crucial, él no fue el elegido. Y, claro, a mí como padre, tampoco me hizo demasiada gracia. Tocó aceptarla y animar al compañero. Os dejamos el vídeo-resumen del partido por si es del interés de alguno de vosotros:

    Los que nos seguís por las redes sociales sabéis que habitualmente publicamos los resultados de los partidos que juega Pau. Ese día concreto acompañé la publicación del marcador con mi opinión personal sobre lo sucedido. Entre los comentarios, dos padres fueron críticos con el comentario. De esas críticas se aprende y te ayudan a tener un punto de vista diferente. Una de ellas hablaba de que era un comentario egoísta con respecto al compañero. Me paré a pensarlo. Cierto. Era un comentario egoísta, porque aunque intente no serlo, aunque lo intente esconder, soy egoísta con lo que respecta a mi familia. Quiero lo mejor para mi hijo, quiero que juegue cuanto más mejor, que sea una pieza importante del equipo, en definitiva quiero que mi hijo sea feliz jugando con su equipo.

    Si buscamos en el diccionario “egoísmo” nos encontraremos con la siguiente definición: “Excesivo aprecio que tiene una persona por sí misma, y que le hace atender desmedidamente a su propio interés, sin preocuparse del de los demás”. Dura realidad lo que comporta un acto egoísta por lo que respecta a los demás. Cierto que me siento egoísta por desear lo mejor para mi hijo, pero en ningún momento mi objetivo es dañar a otros. Es posible que sin desearlo mis comentarios puedan herir susceptibilidades ajenas, pero el único objetivo de mis actos es buscar lo mejor para mi hijo. ¿Soy un espécimen raro? Me parece que no. Estoy seguro que todo padre es egoísta, en mayor o menor grado, en lo que rodea a su hijo/a. Todos queremos lo mejor para ellos. Pero soy consciente, como la mayoría, que la realidad muchas veces es otra.

    Nietzsche, el famoso filósofo, afirmaba que “El egoísmo es la esencia misma de un alma noble”. Así que si lo dice un gran pensador, me quedaré un poco tranquilo ;). Y es que no me avergüenzo de querer lo mejor para mi hijo. Aquella situación le dolió a mi pequeño y eso me tocó a mi también. Que tal vez no lo debería haber hecho público por respeto a los compañeros, tal vez. Posiblemente en eso me equivoqué, pero ello no cambia lo que siento y pienso. Situaciones cómo esa se las va a encontrar, tanto en el fútbol como en otras facetas de la vida. Tendrá que afrontarlas de la mejor manera posible, y yo como padre siempre desearé lo mejor para él, y como siempre seré egoísta queriendo su éxito.
    Sí, soy padre de fútbol base y soy “egoísta”. Y que lance la primera piedra aquel padre que este libre de culpa por desear lo mejor para su hijo.
  • ¿Se han de sentir los colores para jugar en el fútbol base de un equipo?

    Recientemente se ha hablado mucho de la noticia de la expulsión de un Juvenil del Reus Deportiu por animar e ir vestido del Nástic de Tarragona en el derby provincial de segunda A. He oído y leído comentarios de todo tipo, tanto criticando al chico como al club implicado. En un caso así creo que no hay ni blanco ni negro, es más bien una colección de grises, que da la razón o la quita a cualquiera de los comentarios. 
    Noticia al Diari de Tarragona
    Si me pedis mi opinión, deciros que creo que no ha sido acertada la acción de ninguna de ambas partes. Primero el chico, que siendo un jugador becado por el Reus Deportiu se planta en el campo con la camiseta del gran rival. De acuerdo que tiene derecho a ser del equipo que desee, pero es una falta de respeto al club que está invirtiendo en ti. Por otro lado los responsables del fútbol base creo que se han excedido en el “castigo”. Estoy totalmente de acuerdo en la necesidad de una sanción, sea apartándolo del equipo una temporada o hasta retirándole parte de la beca. Pero expulsarlo del club lo encuentro excesivo. Todo ello es mi opinión personal, insisito. 
    Y lo peor de todo es la repercusión mediática que ha tomado el asunto. Al final el chico, que insisto que creo que se equivoca, aparece como un mártir, y el club cómo unos inquisidores. 
    El Reus Deportiu en su recién estrenada disputa de la segunda B, está haciendo una gran campaña, tanto en lo futbolístico como en la imagen pública. Su forma de llevar las comunicaciones y redes sociales, su originalidad con los carteles, su buen hacer en los campos, está haciendo que sea un equipo que caiga simpático en el mundo del fútbol profesional, siempre desde la humildad. Este episodio seguramente enturbiará un poco esta imagen. Por que si hasta hace poco los medios hablaban del Reus Deportiu cómo el club de los “carteles roqueros”, el club con mejor inicio en el ascenso a 2ªA , ahora se habla del club que echó fuera a un jugador del fútbol base por animar al eterno rival.
    Ello me lleva a reflexionar sobre la necesidad de sentir los colores para jugar en el fútbol base de un equipo. No voy a negar que lo ideal sería que todos los chicos/as de la base de un club sintieran los colores desde pequeños. Pero no nos engañemos. Segurísimo que en la cantera bética hay algún sevillista y al revés. Lo mismo con Espanyol y Barça, o Atlético de Madrid y Real Madrid. Sinó recordad el gran icono blanco, Raul González, que perteneció a la cantera colchonera antes de llegar al equipo merengue, por poner un ejemplo. Y no pasa nada. Todos, si nos gusta el fútbol, tenemos un equipo favorito. Yo no encontraría lógico que el equipo rival quisiera fichar a un chico/a, y este dijera que no por no sentir los colores. Mientras el jugador defienda la camiseta en el campo del equipo que le ha fichado con toda la profesionalidad posible, no importa que luego en su casa prefiera que gane el primer equipo del equipo rival. Otra cosa es hacerlo público. 
    Por ello creo que lo mejor es sentir los colores, sin duda. Aunque si no es así, no creo que haya problema en tener otro equipo favorito, siempre y cuando al ponerse la camiseta rinda como el que más. 
    Como para gustos los colores, este tema seguro que aporta mil opiniones. ¿És mi opinión la verdad absoluta? Ni mucho menos. ¿Y cuál es la vuestra?

  • ¿La practica deportiva de nuestro hijo condicionará nuestra vida familiar?

    Mucha gente cuando les explico que Pau juega a fútbol, que entrena 3 tardes a la semana y que sábado o domingo tenemos que llevarlo al partido, se tira de los pelos. “Eso del fútbol os hipoteca la vida” comentan muchas veces. 

    Es cierto que apuntar a tu hijo a un deporte implica un cierto sacrificio a la familia. Veréis que hablo de deporte y no de fútbol en concreto, ya que la mayoría de las disciplinas deportivas implican horas de entrenamiento, con mayor o menor número de fechas donde se disputa competición. 

    ¿Vale la pena tanto esfuerzo? Yo no tengo ninguna duda. Cuando una pareja decide tener un hijo debe ser consciente que el pequeño va a cambiar las prioridades de la familia. Y quién me diga que eso no es cierto, es que no ha sido padre. Tus horarios y hábitos diarios se deben acoplar a los de tu hijo/a. A medida que van creciendo, dejan de ser tan dependientes, pero la figura del padre/madre deben estar siempre presente para apoyarles en su evolución y formación.

    La escuela es algo in-negociable, obligatorio. Nadie se plantea que llevar a sus hijos a la escuela es un problema para la vida familiar. ¿Y el deporte? Creo que es algo muy importante para la formación personal del chico/a. Además de intentar tener unos buenos hábitos físicos, el deporte enseña valores muy importantes en la vida, cómo el sacrificio, el esfuerzo, el compañerismo, el superarse el día a día, el saber ganar y perder y un largo etcétera. Yo quiero que mi hijo sepa matemáticas, idiomas y demás asignaturas escolares, pero también quiero que aprenda valores. Algunos los aprende en casa, otros en la escuela, pero muchos otros jugando al fútbol.

    Sé que muchos pensaréis que apuntar a un niño a un deporte que precisa de la implicación familiar puede ser un problema para el disfrute del tiempo libre de la familia. Tal vez sí, pero yo personalmente no lo concibo como un problema, sino como algo positivo. Ver disfrutar a un hijo realizando un deporte, ver como se ríe con los compañeros, como sufren juntos cuando las cosas no salen tan bien, todo eso me llena. Y si además disfruto como espectador del deporte, ya no me cabe ninguna duda. 

    Pau tiene una hermana pequeña que se ha decantado por la equitación. Este deporte a mi personalmente no me acaba de entusiasmar, pero no me importa que la pequeña lo practique. Lo que me importa es ver su sonrisa encima del caballo, su concentración para hacerlo todo bien. Y si un sábado por la mañana no puedo ir a otro sitio porque ella tiene equitación, no me importa. ¿Porqué os explico esto? Simplemente porque muchos acusan de que no me importa llevar a Pau al fútbol porque me encanta este deporte. Cierto que me gusta, pero si practicara ping-pong, baloncesto, tenis o cualquier otra disciplina, no me importaría hacer el mismo “esfuerzo”.

    En resumen, tener un hijo/a practicando un deporte implica que parte del tiempo libre de la familia esté dedicado a ello. Y ese tiempo, bajo mi punto de vista, NUNCA es tiempo perdido. Por que eso es ser padre/madre, dar a tus hijos sin necesidad de recibir, aunque quieran o no ellos nos acaban dando mucho más.
    Así que mi respuesta al titular del artículo es clara: La practica deportiva de nuestro hijo/s , sea la que sea, condicionan la vida familiar, sí,  pero siempre de forma positiva. 
  • Este sábado participaremos en “El Camí de la Solidaritat”


    Este fin de semana se celebra en nuestro pueblo, Cambrils, una iniciativa solidaria organizada por el que había sido entrenador del club de Pau. Se llama “El Camí de la Solidaritat” y se celebrará una carrera y una caminada popular, entre otras actividades.
    Pau, sus padres y su hermana, ya estamos apuntados a la caminada popular. Como somos gente tranquila preferimos caminar que no correr ;). Además, eso de correr dicen que es de cobardes, sin olvidar que cansa más que caminar 😉
    Todo lo recaudado será utilizado para ayudar a los niños de nuestra población que tienen necesidades de alimentos, medicinas y material escolar. Si os queréis unir a esta gran iniciativa podéis ver todos los detalles en la web: http://elcamidelasolidaritat.org/

    Si os animáis a participar nos vemos este sábado 1 de Octubre por la tarde en el puerto de Cambrils. Y no olvideis de apuntaros en la web

  • Recibir una goleada, situación ingrata para el portero del fútbol base.

    Hace una semana Pau con su equipo participó en un torneo organizado por el Gimnàstic de Manresa. Al conocer el grupo que les había tocado, destacó un partido en particular. Les tocaba enfrentarse al benjamín A del FC Barcelona. A cualquier chico le hace ilusión poder jugar contra un “equipo top”, pero la diferencia de calidad es tan grande que son encuentros que suelen acabar con goleada.

    Durante la semana hablé diversas ocasiones con Pau para irle preparando: “Seguramente encajes muchos goles, pero tú sigue jugando como si fuerais 0-0”, “No te enfades si perdeis por mucho, es normal”.  Él decía que lo comprendía. Que sabía que iba a ser muy difícil.
    Y llegó el partido y las expectativas respecto al rival no estaban erradas. ¡Menudo vendaval de fútbol!. A penas pasamos de medio campo. Y aunque Pau paró alguna, recibió 8 goles. Acabó el partido con la cabeza agachada y tras salir del campo las lágrimas aparecieron en su rostro. “Papá, nunca me habían metido tantos goles”. No valían justificaciones de que delante estaba el mejor benjamín de Catalunya, y posiblemente uno de los mejores de España. Había encajado un carro…. Pero no sólo al Cambrils UCF le habían metido una goleada. Todos los partidos del torneo del FC Barcelona acabaron similar, hasta con equipos no tan modestos, incluido semifinal y final. Pero el mal de muchos dicen que es consuelo de tontos y aquello no le servía a Pau.

    Pau siguió el torneo y los siguientes partidos le salieron mejor. Se fueron de la competición con 3 derrotas y 2 victorias, pero con la espinilla clavada de los 8 goles recibidos por el FC Barcelona.

    En el fútbol base nos encontramos muchas situaciones de resultados abultados y no lo viven igual un jugador de campo que un portero. Un delantero puede pensar que no metió gol, un medio que no pudo jugar el balón y un defensa que no pudo frenar al atacante pero el que acaba recogiendo el balón del fondo de la red es el portero. Y habitualmente no es un problema del portero, sino del conjunto, pero los chicos porteros se lo suelen tomar como algo personal, al menos Pau. En su caso no hizo mal partido. Tal vez hubo un momento que la frustración mermó su intensidad, pero es un niño de 8 años, un niño muy competitivo que lo pasó muy mal encajando cada uno de los balones. Y de nada sirvió los preparativos previos. Pasó un mal rato pero luego se supo reponer y en los siguientes partidos volvió a ser él.
    “Lo que no mata te hace más fuerte “, dice el refrán. Y ahora con la perspectiva de los días, el recuerdo ya no es ingrato. Queda la anécdota de que un día jugó contra el Barça y que paró más que el portero blaugrana, que sólo toco un balón en todo el partido y fue un pase de sus compañeros. Ya veis que quién no se consuela es porque no quiere 😉
    Os dejamos 2 vídeos. Uno del partido en concreto y otro de las mejores intervenciones de Pau en el torneo.
  • Nueva temporada, nuevo equipo, misma ilusión.

    En uns días se pone en marcha una nueva temporada. Cualquier chico afronta con ilusión el inicio de una nueva etapa. Unos seguirán en el mismo equipo, otros cambiarán, pero todos lo afrontarán con muchísimas ganas.
    En nuestro caso, Pau será de los que cambiará de equipo tras comunicarnos que no contaban con él en el Reus Deportiu. Cuando se nos notificó no fue un buen momento. A nadie le gusta ser “el descartado”, pero una vez asimilado, la ilusión ha vuelto y Pau tiene unas ganas inmensa de empezar a jugar y volver a sentirse importante para el equipo defendiendo la portería del club dónde empezó todo, el Cambrils Unió CF.
    Pau en su anteriro etapa en el Cambrils UCF
    En cuanto supimos que no seguiría, nos sentamos con Pau y le preguntamos que quería hacer. “Quiero volver al Cambrils con mis amigos” fue su respuesta literal. Perfecto. Nos pusimos en contacto con el coordinador de futbol 7 y el coordinador de porteros y le hicimos saber que Pau quería volver a jugar en el club de nuestra población. Como la noticia nos llegó muy tarde, nos comunicaron que los equipos estaban bastante cerrados y que a lo mejor Pau no podía jugar en el benjamín preferente. El deseo de nuestro hijo era volver a jugar con el Cambrils UCF y les hicimos saber que nos daba igual la letra. Si no jugaba con el A, que lo hiciera con el B, el C o el D. La cuestión es que él volviera a disfrutar del fútbol en el club en que había empezado. Hace unos días nos han comunicado que finalmente Pau jugará en el Benjamín A de preferente. Él encantado, más que por la categoría, porque va a volver a jugar con los compañeros que tuvo en categoría baby y prebenjamín, con sus amigos. 
    Quería agradecer a los clubs que este verano se han interesado por Pau. Como padre es un orgullo que hayáis pensado en Pau para defender la portería de vuestros respectivos equipos. Pero él lo tenía claro y  nosotros creemos que el Cambrils Unió es el mejor sitio que puede ir para volver a disfrutar del fútbol. 
    Una cosa que nos preocupaba, era como se iba a tomar Pau que no contaran con él en el Reus Deportiu. No os voy a engañar, Pau no lo pasó bien al conocer la noticia, pero era más una sensación de rabia, que no de fracaso. Si hablas con él, te das cuenta que él está convencido que se merecía estar allí. Pero ahora está contento y ilusionado. Ya no piensa en lo del Reus. Sabe que es más que probable que no gane la liga, que no sea el portero menos goleado, pero sabe que en su nuevo equipo el portero es una pieza muy importante, que ha de aportar mucho al equipo en cada partido. 
    Pau en su etapa prebenjamín del Cambrils UCF

    La liga benjamín preferente en la provincia de Tarragona suele estar monopolizada por el Reus Deportiu (el año pasado obtuvo 30 victorias en 30 partidos) con el permiso de Nástic de Tarragona. Luego hay una serie de equipos que luchan por estar lo más arriba posible, entre los que incluiría el Cambrils UCF. Siempre puede saltar alguna sorpresa pero es muy muy improbable. Como portero, en el Cambrils seguro que va a tener muchísimos más trabajo que en el Reus, dónde había partidos que era un espectador más. Le tocará perder, encajar muchos más goles pero también parar mucho más.

    A nivel formativo estamos tranquilos. El tema de los porteros se trabaja muy bien en el Cambrils Unió, con un gran entrenador de arqueros. Y los “místers” de su equipo parecen muy competentes. 
    Así que toca disfrutar a tope del fútbol sin la presión añadida de un club como el Reus, dónde existe la “obligación” de quedar primeros y dónde si las cosas no te salen bien pueden decirte adiós. Quitarse esa presión de encima seguro que le asegura disfrutar más bajo los palos. 
    Acabamos el artículo poniéndonos algo nostálgicos. En Cambrils Pau vivió 3 grandes temporadas, de las que guardamos grandes recuerdos, como la gran jornada que pasamos en Manresa disputando uno de sus últimos torneo con la camiseta cambrilenca. Os dejamos el vídeo de aquel día:
  • Visitando San Siro (estadio Gioseppe Meazza)

    Hace una semana que hemos pasado unos días de vacaciones conociendo Milán. Como buenos futboleros, no podíamos dejar pasar la ocasión para conocer uno de los campos europeos con más fama, San Siro, o como se denomina ahora el estadio Gioseppe Meazza.

    Llegando al estadio

    Allí, como bien sabéis, juegan como locales Inter de Milán y el AC Milán. Personalmente me llama la atención que dos equipos rivales compartan de forma natural un estadio. Es difícil pensar que eso puede pasar en Madrid con el Real y el Athletic o en la capital andaluza con Sevilla y Betis, por poner 2 ejemplos. Pero supongo que es una forma de sacarle más partido a unas instalaciones deportivas de esa magnitud. 

    Estoy seguro que al hablar de este campo, a merengues y colchoneros se os debe venir a la mente, con mejor o peor recuerdo, la final de la Champions que se ha jugado ahí hace poco. Algo de “merchandising” en la tienda del estadio, nos recordaba esta cita cumbre del fútbol europeo.

    San Siro Museum

    Pues bien os explicaré un poco como fue nuestra visita. Tras abonar la entrada para museo y recorrido al estadio (algo elevada bajo mi parecer) nos dirigimos a una especie de nave pre-fabricada dónde en sus 2 plantas podíamos ver camisetas, trofeos y recuerdos de los 2 clubs de la ciudad. Réplicas de los jugadores a tamaño real estaban colocadas por todo el recorrido. Encontramos un tanto humilde el museo. Poca cosa para toda la historia que tienen estos 2 clubs. En unos 30 minutos habíamos visto todo, con bastante calma.

    No tengo mucha experiencia en museo futbolísticos, pero me pareció muy pequeño. Por proximidad a nuestro domicilio hemos visitado el museo del FC Barcelona, que es inmenso, con gran cantidad de objetos y informació. También hemos podido visitar con el club de Pau las instalaciones del RCD Espanyol. Ambas visitas nos parecieron muy interesantes. Nos han comentado que el museo del Real Madrid también es muy completo, pero ese aún lo tenemos pendiente, al igual que muchos otros.

    Comparados con ellos, el de San Siro creo que aun debe crecer para igualarse al de los 2 equipos españoles con más renombre.

    Vestuarios AC Milán

    Después del museo tocaba visita al estadio. Empezaríamos por la zona de prensa y tras seguir un pasillos nos adentraremos en los vestuarios de Milán y Inter. Personalmente esta fue la zona que más me gustó. 2 estilos muy diferentes. El del Milán muy llamativo, con un gran escudo en el techo y unos asientos que parecían más los sillones de un coche deportivo que los de un vestuario de fútbol. El de Inter más sobrio, pero elegante, con bancos de madera blanca como la pared, un blanco sólo roto por las imágenes de ilustres jugadores del inter.

    Vestuario Inter
    Y tras los vestuarios, salimos a ver las gradas. Aquí un nuevo “inconveniente”. En 3 días Rihanna daba un concierto y el verde del campo estaba tapado por unas placas. Los operarios con su respectiva maquinaria preparaban el escenario. El estadio impresionaba, pero un campo sin el verde del césped pierde su encanto. Una cosa que me llama la atención en San Siro, son las 4 torres que coronan las esquinas dando una forma exterior rectangular. Al verlo por televisión siempre sabes que es el Gioseppe Meazza por ellas.

    Ahí acababa la visita, con paso a la tienda oficial. No me preguntéis porque, pero Pau se decantó por el Milán y de recuerdo escogió la camiseta de entreno del equipo “rossoneri”.

    ¿Vale la pena la visita? A mi personalmente me gustó estar ahí, ver los vestuarios y resto de instalaciones, pero creo que el precio es algo excesivo para lo que luego puedes ver. Aún así  he de reconocer que para alguien que no le guste el fútbol, la visita no le aportará mucho, pero para los que seguimos el fútbol profesional es un lujo estar en un estadio con la historia de San Siro. 
    Así que ya sabéis, si pasáis por Milán y lo vuestro es el fútbol, tenéis una cita en San Siro. Llegar es muy fácil, tanto el metro (Parada “San Siro” de la línea M5) como el tranvía (linea 16) te dejan en la misma puesta del estadio.

    Si queréis más información en: http://www.sansiro.net/?page_id=3958

    Y para acabar un pequeño vídeo que grabamos en las puertas de San Siro 😉 :

  • Football Camp Toulouse by McDonalds & Euro2016

    Los Player Escort españoles de McDonalds en Toulouse
    Dentro del programa Player Escort de McDonalds para la Euro2016 estaba previsto un pequeño campus de fútbol en las instalaciones dónde estábamos hospedados en Toulouse. Después de una visita matinal al museo aero-espacial, los chicos que iban a salir al campo al día siguiente en el partido España-República Checa, estuvieron disfrutando de una tarde llena de fútbol y diversión.
    Protegiendo la portería en uno de los partidillos
    La tarde empezó con unos partidillos amistosos entre los chicos, mezclando españoles, checos y franceses. Como el fútbol es un idioma internacional, no había problemas de comunicación entre ellos. Cuando llegaron los entrenadores, lo primero que hicieron es dividirlos en varios grupos. A partir de ahí iban realizando diversos ejercicios. Pudieron practicar conducción, toque, chute, entre otros aspectos del juego, siempre con la diversión como objetivo final.

    Juego de toque en el campus
    Hubo tiempo para practicar el baila de la Eurocopa, con la canción oficial. Tras esto, recibieron la visita de un campeón del mundo de FreeStyle. Y los niños alucinaron con los trucos del malabaristas de este gran malabarista del balón.

    Practicando el baile oficial de la Eurocopa 2016
    Demostración de fútbol FreeStyle
    Y tras el espectáculo, de nuevo rodaba la pelota. Partidos de 5 contra 5 a un gol, con relevo de equipos de una forma muy fluida. No había tiempo para aburrirse.
    Imagen de un momento de los partidillos

    Pau se lo pasó bomba. No os voy a engañar que cuando toco practicar el baile se enfadó un poco porque el quería seguir jugando al fútbol 🙂 pero luego fue todo diversión. Un rato hizo de portero, otro rato de jugador y otro de espectador.

    Y los padres no lo pasamos mal del todo, tanto viendo a nuestros pequeños, cómo jugando un partidillo de “viejas glorias”. La verdad es que lo pasamos fenomenal.
    Os dejamos 3 vídeos: un resumen de las imágenes del campus, un corto vídeo de una de las paradas de Pau y un vídeo de la gente de McDonalds con un resumen de todo la experiencia. 

    Acabar este artículo agradeciendo a la gente de McDonalds la oportunidad de haber visto a mi hijo disfrutar con todo el programa de Player Escort de la Euro2016. Ganar este premio nos ha permitido vivir una experiencia única en la vida, que difícilmente podremos olvidar. Dar las gracias a todos los monitores que han tratado genial a los chicos y a la gente de McDonalds España y de Apple Tree que nos han ayudado y acompañado en el viaje, a la vez que al periodista de ABC que con sus artículos sobre los 11 chico ha hecho llegar estaa gran vivencia a más gente. 

    Y no olvidarnos del resto de familias. Lo pasamos muy muy bien.

  • El día que Pau salió con la selección española en la Euro 2016

    La vida se compone de pequeños momentos. Unos se olvidan pronto, otros nos dejan malos recuerdos, pero hay algunos que se fijan en nuestra memoria como grandes momentos de una vida. Pau pudo vivir uno de esos grandes momentos el día 13 de Junio del 2016. Tras haber ganado un concurso de McDonalds, tuvo el privilegio de salir de la mano de uno de los jugadores de España en el primer partido de la Euro 2016 ante República Checa. Sé que a los que no soy seguidores de este deporte, podéis pensar que soy un exagerado, pero para un chico al que le encanta el fútbol es una experiencia muy especial poder salir de la mano de un jugador de fama mundial en un acontecimiento que se retransmite en todos los continentes.

    Pau y sus compañeros formando antes del inicio del partido
    Os explicaremos como fue aquel día. Eran los 8:15 h. cuando pasaban a recoger a Pau y los otros 10 chic@s. Los padres nos quedábamos en el hotel de Toulouse sabiendo que la próxima vez que viéramos a los chicos sería saliendo al campo. Esa mañana los padres aprovechamos para visitar un museo de la aviación mientras los pequeños en el estadio ensayaban la ceremonia previa al partido.
    Yago, Ariadna, Eder y Pau a la llegada al estadio
    Durante la mañana en el estadio, además de ensayar la salida con los jugadores, recibieron la visita de Super Víctor, la mascota de la Eurocopa de Francia 2016, pudieron jugar un rato a juegos de mesa y seguro que disfrutaron de cada momento de la experiencia.

    Super Victor con los Player Escort
    Y llegó el gran momento. Se dispusieron en una fila de forma aleatoria y se colocaron en el túnel de salida al campo para esperar a los jugadores de la Selección Española. A Pau, colocado en la parte posterior, le tocaría salir con Cesc Fàbregas, bicampeón europeo y campeón del mundo con la selección, a la vez que ganador de muchos títulos con varios de los mejores clubs europeos. Todo un privilegio.

    Los Player Escort de España preparados en el túnel de salida

    Pau junto a Silva y Cesc
    A nivel de anécdota explicaros que detrás de Cesc, estaba David Silva, uno de los jugadores favoritos de Pau. No sé porque, pero Pau últimamente cuando juega al “Fifa” lo hace con el Manchester City y Silva no falta nunca en su alineación. Pues bien, Pau no se cortó un pelo y se giró a Silva y le dijo que a él le gustaba el Manchester City y que era “superfan” suyo. Le deseó suerte y le dijo que a ver si marcaba un gol. Silva, que según Pau era muy simpático, le dijo que si metía un gol se lo dedicaría si lo veía en la grada. La conversación finalizaba con un suerte en el partido y un gracias de David Silva. Toda esta conversación nos la ha explicado Pau 4 días después. En el mismo día del partido nos dijo que había hablado con Silva y le había dicho suerte pero nada más 🙂


    Salida al campo con rigor serio, como les habían indicado desde la organización. Prohibido hacer ningún gesto raro o salirse del protocolo. Y lo hicieron perfecto. Todos bien rectos y serios, como grandes profesionales 😉 El himno empezó a sonar y los jugadores se abrazaron mientras los chicos seguían en su posición sin perder la seriedad del momento. Pau mirando de reojo: Nolito a un lado, detrás Silva y Cesc, a su izquierda Jordi Alba y Iniesta y más para allá, ya un poco lejos, el resto de los jugadores del once inicial. Unos pequeños chicos ante unos grandes y mediáticos jugadores
    Los 11 chicos con los 11 titulares de España
    Y una vez acabado el himno, tocaba retirada, Sus “minutos de gloria” finalizaban con una salida impecable. Empezaba el encuentro. Ellos fueron a buscar sus mochilas y acompañados por los monitores llegaron a la grada para acabar de disfrutar el partido con los padres. 
    Pau de vuelta a la grada tras salir con la selección
    Acababa el partido con una victoria de la selección española, y todos contentos salíamos del estadio de Toulouse, un estadio que había sido testigo de como 11 chicos habían cumplido un sueño saliendo de la mano de los jugadores de España en un partido de la Eurocopa.
    Muchos nos han dicho que Pau tiene mucha suerte de que sus padres hayan conseguido que pudiera salir con la selección al participar y ganar el concurso de Player Escort de McDonalds. Yo creo que la suerte la tenemos nosotros, la suerte de poder vivir junto a nuestro hijo una experiencia tan inolvidable como ha sido ésta.
    Material Audovisual

    Nos hubiera gustado compartir las imágenes de vídeo de la salida de los chicos como se vio por TV pero las imágenes están vetadas por la UEFA y nos han bloqueado el vídeo en Youtube. Aún así os pasamos varios enlaces;

    – Ver partido en Mitele. Podéis ver partido completo. Empieza con el canto de los himnos dónde aparece Pau y sus compañeros: España – República Checa

    – Artículo en ABC sobre los 11 chicos: “Once niños para once estrellas”

    – Vídeo en Vine, dónde se ve uno de los momentos del himno dónde sale Pau:

    – Vídeo con recopilación de imágenes del acontecimiento:

    – Vídeo de la gente de McDonalds dónde se ve un pequeño resumen de la experiencia.

  • Conociendo a Fernando Torres

    Este pasado Jueves 2 de Junio Pau pudo vivir una gran experiencia junto a el resto de chic@s ganadores del concurso Player Escort de McDonalds. Iban a tener el privilegio de salir de la mano de los jugadores de la Selección Española en el primer partido de la Euro2016.

    Salida estación Camp de Tarragona

    Así tocaba viaje relámpago a Madrid para conocer a Fernando Torres, jugador del At. de Madrid, y autor, entre otros, del gol que le dio la Eurocopa a España ante Alemania en el 2008. Torres había participado como jurado para elegir los ganadores y era una especie de entrega del premio. Si queréis saber más sobre el concurso y su premio lo podéis leer en la entrada: “Nos vamos a la Eurocopa!”

    Acababa de salir el sol cuando Pau cogía el AVE junto a su madre para llegar a las 10:00 de la mañana a Madrid. De allí en taxi al lugar dónde se celebraba el evento. Un rato de espera que se pasó más rápido jugando al fútbol con alguno de los compañeros y finalmente la aparición de Fernando. Pau alucinado, claro. 

    Les dieron a los chic@s la posibilidad de realizar diversas preguntas a Torres y tras esto empezó la rueda de prensa, la parte un poco más pesada para los pequeños. Al final sesión de fotos y camiseta firmada.

    A comer y de vuelta con el AVE para Tarragona. un día de emociones intensas.

    Pero ahí no acabó todo. La rueda de prensa dio un poco de jugo a los medios y apareció la noticia en la mayoría de programas deportivos de TV. Con lo que al día siguiente todo el que se cruzaba con Pau le decía que le había visto por la tele, y él con la cabeza bien alta 😉

    Dar las gracias a la gente de McDonalds y a los organizadores del evento. Y como no a Fernando Torres. Un día inolvidable cerca de un grande del fútbol. Pau se quedó con las ganas de que le pudiera firmar un guante para su colección, pero al final no pudo ser. Aún así, feliz es poco para describir su estado de ánimo.
    Os dejamos un montaje de las imágenes grabadas directamente de la tv y el sonido grabado con el móvil de la pregunta que le hizo Pau a Fernando Torres: 

    Siguiente destino: Toulouse!. Os iremos explicando.

    Más enlaces sobre la noticia:
    Fragmento en deportes cuatro: http://www.cuatro.com/_827dc376
    Noticia en ABC: http://www.abc.es/deportes/futbol/abci-lado-mas-humano-fernando-torres-201606021843_noticia.html

  • Adiós y gracias Reus Deportiu

    En esta vida todo tiene un principio y un final. Este sábado tras caer eliminados en un torneo en Lleida, acababa la etapa de Pau en el CF Reus Deportiu. Tras 2 temporadas, la semana pasada nos comunicaron que no contaban con Pau para la siguiente. 
    Como podréis comprender es una decisión de la coordinación y cuerpo técnico que no compartimos, pero claro nosotros somos los padres y no tenemos una visión objetiva del tema como pueden tenerla ellos, además de ser ellos los profesionales y los entendidos. Sólo nos queda aceptarlo de la mejor manera posible y mirar hacia adelante.
    Han sido 2 temporadas en las que hemos disfrutado mucho y donde Pau ha aprendido muchísimas cosas. La valoración global es muy buena, aunque creemos que se podrían haber hecho mejor las cosas al final, sobre todo en tema de comunicación.
    Dar las gracias a los coordinadores que en su momento apostaron por Pau, aunque luego cambiaran de parecer. Agradecer a los técnicos que ha tenido Pau tanto en su primer año con Uxío, Xavi e Yvan, como en este segundo año con Andreu, Nando y Paco. De cada uno seguro que se lleva algo. Porque al final aprendemos de los que nos enseñan, y creemos que Pau ha tenido una buena formación estos 2 años.
    No nos queremos olvidar de los compañeros con los que ha compartido vestuario, ni de sus familias. Son muchas horas juntos, muchas emociones vividas alrededor del fútbol. Un placer haber compartido estas dos temporadas con cada uno de ellos. 
    ¿Y aquí se acaba el fútbol? ¡Ni mucho menos!. Creo que esto que hemos vivido como algo negativo, va a ser positivo a la larga para Pau. Por decisión propia, volverá a jugar en el club dónde empezó, dónde tiene muchos amigos y dónde seguro que va a disfrutar mucho de ser portero sin la presión añadida de un club tan exigente como es el Reus. 
    Sólo nos queda decir “Adiós y gracias CF Reus Deportiu.”

  • ¡¡¡¡NOS VAMOS A LA EUROCOPA!!!!

    Sí, sí, habéis leído bien, ¡nos vamos a la Eurocopa 2016 en Francia!. Y no de cualquier manera. Pau será uno de los 11 niños que saldrá de la mano de los jugadores de la selección española en el partido que se juega en Toulouse entre España y República Checa el próximo 13 de Junio. Todo ello gracias al concurso que organizaba la gente de Mc Donalds, un concurso apadrinado por Fernando Torres.

    El día que me llamaron para decirme que Pau era uno de los escogidos no me lo podía creer. Tras enviar toda la documentación y dar el sí definitivo tocaba decírselo al pequeño, y ese momento fue la bomba. Sonrisa nerviosa, seguida de saltos de alegría y al final alguna lagrimilla de emoción. Pau está en una nube, y su padre también claro. Viajaremos los dos 4 días y realizaremos diversas actividades relacionadas con el fútbol y la Eurocopa, teniendo su punto álgido en el partido de la selección.

    El pequeño está alucinado de poder salir al lado de sus “ídolos”, como De Gea y Casillas, sin entrar en polémicas de quien debe ser el titular ;). Pero no sólo los porteros, está emocionado de estar cerca de jugadores como Fernando Torres, Iniesta, Ramos, Piqué, Busquets, Silva y un largo etcétera. 

    Pero eso no es todo. En el equipo rival hay un portero que desde bien pequeño le encanta. Ni más ni menos que Petr Cech. Ahora que no nos oye nadie explicaros que Pau, a parte de tener la camiseta de la selección de Casillas, tiene la camiseta de Cech de la Selección Checa. Aunque esta última creo que no nos la llevaremos por si acaso 😉
    Nos gustaría haceros partícipes de nuestra experiencia, así que intentaremos explicaros nuestras aventuras por tierras francesas los días que dure la expedición. Esperamos poder conocer a mucha gente y disfrutar de algo tan simple y a la vez tan grande como es el fútbol.
    ¿Por cierto, queréis saber como ganamos el concurso? Os dejamos un enlace con todos los participantes y el vídeo con el que Pau ganó el privilegio de salir al campo con los jugadores de nuestra selección:
    Ver web de concurso y participantes: http://a.cstmapp.com/p/13048
    Vídeo de 30 segundos con el que participamos:

    Existe una versión extendida del vídeo, por si queréis verla 😉

    En nuestra redes sociales os iremos explicando. No quisiera acabar sin agradecer a la gente de McDonalds y al jurado presidido por Fernando Torres haber elegido a Pau para este gran privilegio. La cara que puso nuestro hijo cuando se lo notificamos no tiene precio. ¡Gracias!
  • ¡Va de lesiones!

    ¿Sabéis aquellas épocas en que te da sensación de que alguien te ha echado un mal de ojo? Pues eso nos esta pasando en el último mes con Pau. Os explico y luego me decís si no lo parece.

    Tras torcerse la muñeca haciendo de portero en el parque con unos niños mayores, Pau ha estado unos 10 días con la muñeca inmovilizada y una semana más para sentirse bien para poder jugar sin problemas. Una vez quitado el vendaje de la inmovilización ha seguido entrenando pero sólo con los pies, sin hacer de portero. En su club, como en muchos otros, dan mucha importancia al juego con los pies, así que ha aprovechado el tiempo que no podía usar las manos para trabajar otro aspecto del juego.

    El jueves pasado ya entrenó con toda normalidad y jugó el sábado el partido de liga. El lunes hizo el entreno de tecnificación en la escuela de porteros tras más de 15 días sin poder asistir, y el martes tocaba jugar un partido amistoso en el horario de entreno con su club. Pues bien, en ese partido amistoso se dobló el meñique y se lo dislocó. Con mucho dolor se lo han tenido que recolocar y ahora a llevarlo inmovilizado unos días. Ni una semana le ha durado al pobre la alegría. 
    Ahora no me diréis que no parece que le “haya mirado un tuerto”. Menos mal que son tonterías, lesiones típicas de los porteros y que todo pasa rápido. Una vez pasado la fase aguda, a Pau le acaba doliendo más el alma por no poder jugar que el dedo. Los que tenéis pequeños que juegan a fútbol ya sabéis lo mal que lo pasan cuando encontrándose “bien” no puede jugar. El madrugar el sábado para ir al partido y sólo poderte sentar en el banquillo para animar a los compañeros no es algo divertido para un pequeño de 8 años. Pero es lo que hay.

    Aun así, de todo se ha de sacar algo bueno. Los pocos días que ha podido entrenar y jugar con normalidad lo ha hecho con unas ganas inmensas. Se le veía feliz,y creo que ahora valora eso más después de haber tenido que parar. Fijaros en las ansias que tenía por jugar que el último partido amistoso jugó con el dedo dislocado 25 minutos, sin decir nada a nadie para que no le sustituyeran. Una persona adulta no haría algo así pero los pequeños a veces no piensan más allá del momento. 
    Pues eso, no soy de los que cree en eso del mal de ojo, pero vaya rachita que lleva el pobre estas últimas semanas. Esperemos que se recupere pronto y que lleguemos hasta el final de temporada sin ningún percance más.

    Y si alguno cree que es “mal de ojo” y tiene un remedio, aquí escuchamos propuestas, que todo ayuda para volver a la normalidad 😉
  • Deporte de élite en niños. ¿A favor o en contra?

    Hace unos días, en un grupo de papas bloggeros surgió el tema del deporte de élite en niños. Me quedé pensativo y me pregunté, ¿Cual es mi posición, a favor o en contra?. Es algo que hasta el momento no me había cuestionado, seguramente porque no me planteo actualmente que mi hijo llegue a ser un deportista de élite, pero es un tema interesante sobre el que reflexionar.

    Imagen www.undodeportivo.com

    Me puse a  analizar pros y contras de que niños a edad temprana dediquen parte de su vida al deporte orientado todo ello a poder tener un futuro relacionado con esa actividad. Finalmente llegue a la conclusión : Yo ESTOY A FAVOR. Muchos psicólogos y pedagogos estarán totalmente en contra de esto y seguramente ellos tengan más razón que yo y más formación para dar una postura mejor justificada. Aún así yo voy a intentar explicar el porqué de mi postura.

    Creo que en la vida si alguien desea algo, ha de luchar por ello. En mi caso gracias a los esfuerzos académicos, pude ir a la universidad y tener una carrera que me permite tener un oficio. Ese mismo esfuerzo lo habrán realizado deportistas de élite para poder progresar en el deporte y hacer de él su trabajo. Todos sabemos que el esfuerzo académico suele acabar bien, aunque con la crisis actual tener buenos estudios no se asocia siempre a tener trabajo acorde con la formación. En el deporte es diferente. Muchos chicos/as dedican mucho de su tiempo a buscar el sueño de llegar al deporte de élite, pero muy pocos lo consiguen. Y no hablo sólo de fútbol. Aquí es dónde radica la diferencia.

    Imagen de www.q10sports.com/

    Yo estoy a favor que si un chico o chica tiene potencial en un deporte y tiene posibilidad de progresar, acepte  pertenecer a la base de un club importante o poder entrar en un centro de alto rendimiento. Pero creo que el joven deportista ha de ser consciente de que es un camino duro que a veces no lleva a ningún sitio. Y aquí entra el papel de la familia, algo esencial bajo mi punto de vista. Los padres deben tener el papel de apoyo a su hijo/a, de ser sus seguidores fieles, pero a la vez su consciencia, su particular Pepito Grillo. Su función debería consistir en hacer que el joven deportista pise de pies en el suelo, que en ningún momento deje su formación académica, que tenga un plan B por si el día de mañana no se puede ganar la vida con su deporte.

    En lo personal tenemos 2 casos cercanos, un ex-compañero de equipo de Pau que ahora milita en FC Barcelona con  8 años, y un chico de nuestro pueblo que conocemos algo mayor que juega en el RCD Espanyol. En ambos casos estoy seguro que tanto la familia como el niño están haciendo un gran esfuerzo personal, haciendo muchos kilómetros y invirtiendo muchas horas en el fútbol. Cuando hablo con los chicos, están muy felices con la situación y por lo poco que conozco a las familias, creo que tienen un gran apoyo detrás. No pienso que estar en un club de la élite les sea nada negativo, todo lo contrario.

    Cualquier deporte tiene niños que sueñan con la elite
    Imagen de muralesyvinilos.com

    En alguna de las entrevista que hemos realizado a porteros profesionales, al ser preguntados por si tienen sensación de haberse perdido cosas de infancia y juventud al centrarse tanto en el fútbol, todos contestan que tal vez han vivido cosas diferentes pero se sienten afortunados por ello.
    Quisiera acabar mi pequeña reflexión realizando una pregunta al aire ¿Si no hubiera niños en el deporte de élite, hubiéramos disfrutado con Rafa Nadal, con Pau Gasol, con Mireia Belmonte , con Marc Márquez y con un gran etcétera? Todos ellos seguro que han dedicado muchísimas horas de su infancia a su deporte y gracias a ello han llegado dónde han llegado. ¿Que hubiera pasado si un niño de Fuentealbilla no hubiera decidido dejarlo todo para ir a la Masía del Barça, al deporte de élite, y se hubiera quedado jugando en Albacete? ¿El gol más famoso de la historia del fútbol español tendría el mismo protagonista? Iniesta es el claro ejemplo de que un gran esfuerzo personal en un chico con un gran potencial, ha sido  un gran éxito vital.

    Márquez / Nadal / Belmonte / Gasol 

    Por todo ello, creo que deben existir niños en el deporte de élite, porque sin ellos no tendríamos deportistas de élite. Eso sí, siempre con un respaldo detrás, sobre todo de la familia, pero también de clubs, federaciones y resto del entorno del chico/a.

    ¿Y vosotros, estáis a favor o en contra?

  • Chute de saque de centro en F7. ¡Atento portero!

    Hace unos días, en un partido de Pau, el equipo contrario utilizó en varias ocasiones el chute directo en el saque de medio campo. Es un recurso no muy habitual, pero plenamente legal. Algunos podéis pensar que ese tipo de jugada no es la ideal en los primeros años de fútbol formativo, pero es una herramienta como cualquier otra para hacer gol.
    A continuación os dejamos un corte del partido que comentamos: 

    Recursos diferentes y legales hay muchos en el fútbol. Hace unos días, Messi decidió ejecutar un penalty de forma indirecta, realizando un pase a Suárez que acabo haciendo entrar el balón. Unos lo catalogaron de genialidad, otros de falta de respeto al contrario. Yo creo que simplemente fue el uso de un recurso totalmente legal que consiguió su finalidad, el gol. Os dejamos el penalty relatado, por si no lo habéis visto, cosa que me extrañaría:

    Queda claro que en ocasiones te encuentras con jugadas que salen de lo habitual pero que son totalmente legales. El portero debe tenerlas presentes y no bajar la guardia.

    En el caso del saque directo muchos defenderían que es una herramienta que no aporta nada a la formación del niño. Simplemente es buscar el gol aprovechando la fuerza de un chutador y la habitual falta de altura del portero. A medida que pasen los años, los porteros crecerán y esta herramienta ya no será útil, más cuando pasen a fútbol 11. Pero en chicos benjamines de 1er año puede ser una forma de hacer subir un gol al marcador. No es una lección de nada, pero sirve para el propósito final, el gol.

    Como éste hay muchos recursos similares en estas edades que quieren aprovechar la falta de estatura y fuerza de los porteros. Por ejemplo, un córner directo buscando el gol olímpico es algo que podemos ver habitualmente en los partidos de la categoría que juega Pau. Recuerdo en categoría prebenjamín que el equipo de Pau jugo contra el RCD Espanyol. Fue un partido muy interesante, con opciones por ambos lados, y al final todo lo decidió un magistral lanzamiento de esquina del equipo blanqui-azul. A mí, como padre del portero, me dio un poco de rabia, no lo negaré, pero fue un golazo en el que mi hijo no pudo hacer nada por su físico. Os dejo el enlace del partido por si os interesa echarle un vistazo: https://youtu.be/-XNTsJJfbR4

    Supongo que se ha de buscar un equilibrio entre la formación y la búsqueda del resultado, pero al final esto es fútbol y los dos equipos quieren ganar y cada uno usa las herramientas que están a su alcance.

    Nosotros, como padres de portero, al observar que se va a producir el chute directo de saque sólo nos queda gritar: “¡Ojo portero, que chutan!”

    ¿Que opináis vosotros? ¿Lo consideráis un recurso válido? ¿Creéis que usar esta jugada en edades tempranas está justificado?

  • Guantes con o sin refuerzo. ¿Cual será mejor para mi hijo portero?

    Como padre de un pequeño portero y partiendo de que no soy del mundillo del fútbol, se me plantea muchas veces la duda de qué guantes comprarle. El mercado es muy amplio, con muchas marcas, todas ellas de gran calidad, y dentro de una esas marcas, múltiples modelos con diferentes características. Uno de los elementos diferenciales es la presencia de refuerzo en el guante.
    Hace un par de meses, decidimos comprar unos guantes nuevos a Pau para su cumpleaños. Entonces se nos planteó de nuevo la duda. Lo primero que haces es preguntar a su entrenador de porteros. Uno de ellos, con el que Pau empezó su andadura bajo los palos, es anti-refuerzos. Su opinión es que el niño ha de aprender a parar sin estos. El entrenador que tiene actualmente, en cambio, cree que son una buena herramienta para los chicos que no tienen tanta fuerza en las manos.
    El siguiente paso que dimos es hacer una encuesta en Twitter, a ver que opinaba la gente del mundillo. A la pregunta “¿Que tipo de guante pensáis que es mejor para un portero de fútbol 7 en fase e formación, con o sin refuerzo?”, tuvimos 43 respuesta, ganando la opción de sin refuerzo por 74% a 26%.
    Finalmente los compramos sin refuerzo. ¿Porqué? Por que así lo decidió Pau. Tras probar los 2 tipos de un mismo modelo de guantes con y sin refuerzo, se decidió por los sin porque se sentía más cómodo.
    Como no soy un entendido, me gusta buscar opiniones en la red y buscando he encontrado 2 artículos en blogs especializados que hablan sobre el tema: 

    Artículo Mundo Portero 

    Imagen que ilustra artículo
    Un artículo muy interesante es el del blog Mundoportero sobre el tema. En él nos define estas protecciones de la siguiente forma: “Un guante de este tipo lleva incorporado en el dorso de la mano unas varillas que dan a los dedos protección extra y una mayor armadura al guante. Esto lo consigue gracias a 5 varillas de material rígido pero articulado y que van metidas entre el forro del guante y la capa exterior / Las varillas son articuladas para permitir flexionar el dedo pero que no permitirán nunca pasar de los 180º y por tanto evitarán cualquier tipo de lesión de este tipo.”
    Vienen muy bien explicados los pros y los contras de estas protecciones. 
    Podéis leerlo en el siguiente enlace: 

    Hay un fragmento que hace referencia a los porteros del fútbol base, dónde se comenta que tal vez sea mejor sin refuerzo para que el pequeño portero refuerce sus dedos durante la etapa de formación.

    Artículo del blog “De Guante Blanco” de la web soloporteros

    Otro artículo de opinión, dónde se explica las generalidades de estos refuerzos. Se analiza su uso en situaciones de lesión , tanto aguda como crónica, dónde encuentra acertado su uso.
    Dónde es muy tajante el autor es en el uso en niños. Su opinión es que no se deberían usar nunca en porteros pequeños. Si se usan por lesión, aconseja que mejor se recupere con reposo y que no fuerce la maquina, no hace falta. En el caso de uso como prevención también lo desaconseja. El hacer de portero de pequeño, refuerza articulciones y tendones, haciendo que en el futuro la manos y los dedos sean más resistente a las lesiones. Si un niño se forma siempre con refuerzos, no tiene este endurecimiento y puede tener más predisposición a lesiones en el futuro.

    Imagen que ilustra artículo del blog “De guante blanco”

    A parte se trata su uso en el portero adulto, cosa que no concierne a nuestro artículo pero que podéis encontrar interesante algunos.

    Podéis leer el artículo completo en: http://www.soloporteros.com/comunidad-futbol/es/blogs/guante-blanco/protecciones-guantes

    Conclusión

    Me gustaría tener una respuesta de verdad absoluta, pero, por lo que he podido hablar y leer, no la hay. Por lo que parece es bastante mayoritaria la opinión de que mejor que el niño se forme sin refuerzo en los guantes, pero al final es una decisión que debe tomar el chico, pudiendo respaldarse en la opinión de sus entrenadores o familiares.

    En nuestro caso Pau lo tiene claro. Le gusta sin refuerzo porque dobla mejor la mano y tiene más tacto al parar el balón. Es posible que si usara guantes con refuerzo hubiera parado algún balón de esos que toca con los dedos y acaba entrando porque la potencia le dobla el dedo. Pero al final ahora lo importante es formarse bien, más que lo goles que pueda o no encajar. Sí él se encuentra mejor sin refuerzos y, además, muchos entendidos coinciden en que para el futuro es mejor formarse sin esa herramienta en los guantes, nuestra opción esta clara.

    Os invitamos a darnos vuestra opinión, tanto como entrenadores, porteros o padres de guarda-metas. ¿Que preferís? ¿Que utilizáis?