Balance del gobierno sobre familia y conciliación

Ahora que acaba la segunda legislatura del PSOE, quería echar la vista atrás y evaluar los cambios que se han producido en estos casi 8 años en materia de familia y conciliación. Personalmente creo que estamos mejor que hace 8 años, aunque lamento que es mucho también lo que se ha dejado por hacer y lo que se ha hecho mal. Siguiendo un orden cronológico, me gustaría comentar:


22 de marzo del 2007: Ley orgánica para la igualdad efectiva de mujeres y hombres, más conocida como Ley de Igualdad.- Aunque la ley es extensa y trata múltiples temas, sin duda incluye los avances más importantes en materia de maternidad/paternidad:


  • Se reconoce un permiso de paternidad de 13 días (pagado por la Seguridad Social, ya que los primeros 3 días se mantienen y los sigue pagando la empresa).

  • Ampliación del permiso de maternidad para los casos de parto prematuro y en aquellos en que, por cualquier otra causa, el recién nacido deba permanecer hospitalizado a continuación del parto.

  • Se contempla la posibilidad de que la madre ceda parte de su permiso de maternidad, salvo las 6 semana obligatorias, o de lactancia al padre, para que la disfruta de manera simultánea o consecutiva del periodo de la madre.

  • La reducción de jornada por cuidado de un menor se amplía hasta que este tenga 8 años (antes era hasta los 6) y la reducción puede hacerse entre 1/8 y la mitad (antes era entre 1/3 y la mitad). Además las cotizaciones se contabilizarán como el 100% de la jornada durante los 2 primeros años.


1 de julio de 2007: El gobierno ofrece 2.500 € por cada bebé nacido en nuestro país. Aunque a priori parezca una buena medida para ayudar a las familias, está medida fue considerada electoralista y criticada por entregarse a todas las personas por igual, cuando las necesidades de cada familia son bien distintas. Además, no se controlaba el uso que se daba a ese dinero, y entre la población de menor cultura era frecuente que el dinero no se destinara al niño. Seguramente hubieran sido mejor empleados en mejorar los servicios a las familias, mejorando la educación infantil pública, por ejemplo.


12 de mayo de 2010: El gobierno elimina el cheque-bebé para los niños nacidos a partir del 1 de enero de 2011, con lo cual esta medida, que ya era criticada por injusta, además fue efímera y discriminatoria en el tiempo, y estuvo en vigor tan solo 3 años y 6 meses.


25 de septiembre de 2010: Tras hacernos creer que el permiso de paternidad se iba a ampliar hasta las 4 semanas, aprobando la medida en el Congreso (18/6/2009) y en el Senado (23/9/2009), finalmente no entró en los presupuestos de 2011, quedando aplazada sine die.


Por último quería comentar una ley que, aunque no trata el tema de la conciliación, sí creo que tiene que ver con la paternidad y con los niños:

3 de marzo de 2010: Ley orgánica de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo, más conocida como Ley del Aborto. Aunque el gobierno entendía que la nueva ley defiende y protege mejor los derechos de los mujeres, lo cierto es que se ignoran por concreto los derechos del no nacido, ampliando los casos y los plazos para abortar, e incluyendo el aborto libre hasta las 14 semanas. También fue polémico que se pudiera abortar desde los 16 años, y sin consentimiento paterno.


Posiblemente me deje algo, pero he intentado recordar los cambios más importantes y que afectan a más familias. También quisiera abrir el debate sobre estos temas ahora que nos acercamos a las elecciones generales.

Read more

Balance del gobierno sobre familia y conciliación

Ahora que acaba la segunda legislatura del PSOE, quería echar la vista atrás y evaluar los cambios que se han producido en estos casi 8 años en materia de familia y conciliación. Personalmente creo que estamos mejor que hace 8 años, aunque lamento que es mucho también lo que se ha dejado por hacer y lo que se ha hecho mal. Siguiendo un orden cronológico, me gustaría comentar:


22 de marzo del 2007: Ley orgánica para la igualdad efectiva de mujeres y hombres, más conocida como Ley de Igualdad.- Aunque la ley es extensa y trata múltiples temas, sin duda incluye los avances más importantes en materia de maternidad/paternidad:


  • Se reconoce un permiso de paternidad de 13 días (pagado por la Seguridad Social, ya que los primeros 3 días se mantienen y los sigue pagando la empresa).

  • Ampliación del permiso de maternidad para los casos de parto prematuro y en aquellos en que, por cualquier otra causa, el recién nacido deba permanecer hospitalizado a continuación del parto.

  • Se contempla la posibilidad de que la madre ceda parte de su permiso de maternidad, salvo las 6 semana obligatorias, o de lactancia al padre, para que la disfruta de manera simultánea o consecutiva del periodo de la madre.

  • La reducción de jornada por cuidado de un menor se amplía hasta que este tenga 8 años (antes era hasta los 6) y la reducción puede hacerse entre 1/8 y la mitad (antes era entre 1/3 y la mitad). Además las cotizaciones se contabilizarán como el 100% de la jornada durante los 2 primeros años.


1 de julio de 2007: El gobierno ofrece 2.500 € por cada bebé nacido en nuestro país. Aunque a priori parezca una buena medida para ayudar a las familias, está medida fue considerada electoralista y criticada por entregarse a todas las personas por igual, cuando las necesidades de cada familia son bien distintas. Además, no se controlaba el uso que se daba a ese dinero, y entre la población de menor cultura era frecuente que el dinero no se destinara al niño. Seguramente hubieran sido mejor empleados en mejorar los servicios a las familias, mejorando la educación infantil pública, por ejemplo.


12 de mayo de 2010: El gobierno elimina el cheque-bebé para los niños nacidos a partir del 1 de enero de 2011, con lo cual esta medida, que ya era criticada por injusta, además fue efímera y discriminatoria en el tiempo, y estuvo en vigor tan solo 3 años y 6 meses.


25 de septiembre de 2010: Tras hacernos creer que el permiso de paternidad se iba a ampliar hasta las 4 semanas, aprobando la medida en el Congreso (18/6/2009) y en el Senado (23/9/2009), finalmente no entró en los presupuestos de 2011, quedando aplazada sine die.


Por último quería comentar una ley que, aunque no trata el tema de la conciliación, sí creo que tiene que ver con la paternidad y con los niños:

3 de marzo de 2010: Ley orgánica de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo, más conocida como Ley del Aborto. Aunque el gobierno entendía que la nueva ley defiende y protege mejor los derechos de los mujeres, lo cierto es que se ignoran por concreto los derechos del no nacido, ampliando los casos y los plazos para abortar, e incluyendo el aborto libre hasta las 14 semanas. También fue polémico que se pudiera abortar desde los 16 años, y sin consentimiento paterno.


Posiblemente me deje algo, pero he intentado recordar los cambios más importantes y que afectan a más familias. También quisiera abrir el debate sobre estos temas ahora que nos acercamos a las elecciones generales.

Read more

MALTA

Sentimientos encontrados se acumulan dentro cuando me propongo escribir estas líneas sin haber aún abandonado la isla. Muchas palabras se atropellan por salir para definir como es:
 Tráfico,suciedad,calor,idioma,turismo,historia,cultura,ingleses,televisión, romántica,artificial,Italia,caliza, mediterránea,transparente,Libia,peces,ruido,autobuses,masificación,
sal,agua, sol…

Seguro que son muchas más, y explicarlas se extendería más de lo deseado, entrando en muchos casos en lo personal, y dejando la ansiada objetividad demasiado lejos.
Malta es el país con mayor densidad de población de toda Europa, y eso se nota en cuanto tratas de moverte por las islas. El turismo de masas con sol e Inglés barato tambien le pesa a un país con una situación estrategica privilegiada que la historia se ha encargado de remarcar. Bañarse en aguas cristalinas rodeado de murallas y palazzos que nada tienen que envidiarle a la soñada Venecia, es un lujo, y más cuando dejas de fluir con las masas y te pierdes por los incontables rincones llenos de historias que contar.
La gente no habla inglés, y eso es malo si vas a estudiar, pero es interesante en tanto que los malteses guardan un rico patrimonio mezcla sobre todo de árabe e italiano condimentado con numerosas influencias.
Para los habitantes de nuestra amada península  de tan favorable climatología con  costas bañadas en muchos casos por un mismo mar que provoca similares paisajes, poco sorprende. Sus gentes dadas a vivir en las calles, con la familia como elemento fundamental son de parejas costumbres a los pueblos mediterráneos a pesar de las muchas ocupaciones sufridas.
En cualquier caso, una buena experiencia y nuevos viajes por soñar, aunque sean en barco, y con tres pasajeros.

Read more

MALTA

Sentimientos encontrados se acumulan dentro cuando me propongo escribir estas líneas sin haber aún abandonado la isla. Muchas palabras se atropellan por salir para definir como es:
 Tráfico,suciedad,calor,idioma,turismo,historia,cultura,ingleses,televisión, romántica,artificial,Italia,caliza, mediterránea,transparente,Libia,peces,ruido,autobuses,masificación,
sal,agua, sol…

Seguro que son muchas más, y explicarlas se extendería más de lo deseado, entrando en muchos casos en lo personal, y dejando la ansiada objetividad demasiado lejos.
Malta es el país con mayor densidad de población de toda Europa, y eso se nota en cuanto tratas de moverte por las islas. El turismo de masas con sol e Inglés barato tambien le pesa a un país con una situación estrategica privilegiada que la historia se ha encargado de remarcar. Bañarse en aguas cristalinas rodeado de murallas y palazzos que nada tienen que envidiarle a la soñada Venecia, es un lujo, y más cuando dejas de fluir con las masas y te pierdes por los incontables rincones llenos de historias que contar.
La gente no habla inglés, y eso es malo si vas a estudiar, pero es interesante en tanto que los malteses guardan un rico patrimonio mezcla sobre todo de árabe e italiano condimentado con numerosas influencias.
Para los habitantes de nuestra amada península  de tan favorable climatología con  costas bañadas en muchos casos por un mismo mar que provoca similares paisajes, poco sorprende. Sus gentes dadas a vivir en las calles, con la familia como elemento fundamental son de parejas costumbres a los pueblos mediterráneos a pesar de las muchas ocupaciones sufridas.
En cualquier caso, una buena experiencia y nuevos viajes por soñar, aunque sean en barco, y con tres pasajeros.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-10-07 16:56:00

El fulanito anda punk…

El fulanito ha andado bien enfermito de tos, sólo tos pero la da una lata tremenda ya que no le da tregua para nada, no lo deja jugar, no lo deja aventar sus pelotas y no lo deja comer muy bien aunque por suerte no ha perdido el apetito, lo que sí hace la cochina tos es ponerlo muy pero en serio muuuuy de malas.

Durante tres días no fue a la escuela para evitar contagios masivos y esperando que pudiera aliviarse más rápido mientras estaba en reposo y siendo bien apapachado en casa. Parece que este remedio surtió un buen efecto en la salud del fulanito y ya está mucho mejor, incluso ayer se incorporó –muy, muy a su pesar- al kínder.

Pero parece que la apapachada extra fue contraproducente porque el chamaco no sólo anda todo chiqueón y exige que hagamos las cosas que quiere en el momento que él quiere, si no que anoche le dio por pararse a las 2 am y hacer berrinche quiensabe porque desatando toda clase de sentires: Má se desesperó, yo traté de apapacharlos y entender que le sucedía pero durante poco más de media hora tuvimos un episodio de berrinche con pataletas, mocos y harta harta lágrima.

Nunca supimos que le pasó… estaba como muy enojado por algo…lo intentamos todo: cambiamos pijama, le dimos agua, quisimos sacarlo de su cuna para apapacharlo sin éxito alguno, le hablamos bonito, le pedimos que se calmara, le hablamos más fuerte y nada….sólo nos quedo esperar a que el fulanito se calmara y él mismo pidiera un abrazo que le ayudó a tranquilizarse y ponerse de buen humor.

Pero he de decir que este abrazo lo puso tan de buenas que el chamaco quiso ponerse a jugar con cuanta cosa veía, así que tuvimos que apagarle la luz y darle una leche con choco para que se durmiera de nuevo. Digamos que el asunto no le gustó nadita pero sólo así pudimos dormir como a eso de las 3:30 o 4:00 am aunque fuera un ratito más…

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-10-07 16:56:00

El fulanito anda punk…

El fulanito ha andado bien enfermito de tos, sólo tos pero la da una lata tremenda ya que no le da tregua para nada, no lo deja jugar, no lo deja aventar sus pelotas y no lo deja comer muy bien aunque por suerte no ha perdido el apetito, lo que sí hace la cochina tos es ponerlo muy pero en serio muuuuy de malas.

Durante tres días no fue a la escuela para evitar contagios masivos y esperando que pudiera aliviarse más rápido mientras estaba en reposo y siendo bien apapachado en casa. Parece que este remedio surtió un buen efecto en la salud del fulanito y ya está mucho mejor, incluso ayer se incorporó –muy, muy a su pesar- al kínder.

Pero parece que la apapachada extra fue contraproducente porque el chamaco no sólo anda todo chiqueón y exige que hagamos las cosas que quiere en el momento que él quiere, si no que anoche le dio por pararse a las 2 am y hacer berrinche quiensabe porque desatando toda clase de sentires: Má se desesperó, yo traté de apapacharlos y entender que le sucedía pero durante poco más de media hora tuvimos un episodio de berrinche con pataletas, mocos y harta harta lágrima.

Nunca supimos que le pasó… estaba como muy enojado por algo…lo intentamos todo: cambiamos pijama, le dimos agua, quisimos sacarlo de su cuna para apapacharlo sin éxito alguno, le hablamos bonito, le pedimos que se calmara, le hablamos más fuerte y nada….sólo nos quedo esperar a que el fulanito se calmara y él mismo pidiera un abrazo que le ayudó a tranquilizarse y ponerse de buen humor.

Pero he de decir que este abrazo lo puso tan de buenas que el chamaco quiso ponerse a jugar con cuanta cosa veía, así que tuvimos que apagarle la luz y darle una leche con choco para que se durmiera de nuevo. Digamos que el asunto no le gustó nadita pero sólo así pudimos dormir como a eso de las 3:30 o 4:00 am aunque fuera un ratito más…

Read more

Conciliación & maternidad/paternidad responsable

06/09/2011 por brizas

El tema de la conciliación es de gran actualidad, pero no siempre nos referimos a lo mismo cuando decimos que son necesarias medidas de conciliación. Aunque se hable de conciliar la vida laboral, familiar y personal, en la práctica la vida personal no se tiene en cuenta. Hablar de conciliación en muchos casos implica que se posibilite a las mujeres conciliar vida laboral y cuidado de la familia, fundamentalmente el cuidado de hijas/os.

Ahora cuando se habla de conciliación ya no se excluye a los hombres, pero en la práctica se sigue considerando que son principalmente las mujeres quienes se acogen a las medidas de conciliación. La mitificación de la maternidad sigue primando en el imaginario colectivo: son las madres quienes deben ocuparse del cuidado de los bebés, es a ellas a quienes corresponde esta labor, no debemos desatender a nuestras hijas/os por favorecer la carrera profesional, estamos primando el trabajo remunerado en detrimento de la maternidad responsable. Comentarios similares podemos escucharlos de forma reiterada siempre que se debate sobre conciliación. La responsabilidad y el derecho de los padres en este terreno se olvidan.

No cuestiono la importancia de la maternidad, pero siempre me pregunto ¿dónde quedan los padres? Creo que la atención a hijas e hijos debe primar sobre otras cuestiones, pero también considero que esta función debe ser compartida por madres y padres. Olvidar a los padres en el discurso del cuidado tiene importantes implicaciones, tanto para las madres, como para los padres y para hijas e hijos.

Afortunadamente encontramos de vez en cuando comentarios de hombres que hablan de la conciliación y de igualdad de oportunidades como dos conceptos equiparables y que piden medidas que posibiliten y animen a los hombres a ocuparse del cuidado de la familia.

Creo que ya ha pasado el tiempo de la división sexual del trabajo, de la separación trabajo productivo/reproductivo que tanto ha perjudicado y sigue haciéndolo a las mujeres en lo que se refiere al trabajo remunerado, pero también perjudica a los hombres. Leía hace unos días que Un alto porcentaje de los altísimos directivos de todo el mundo se han divorciado y viven solos. No han sabido conciliar familia y trabajo”.

Conciliar la vida laboral, familiar y personal es fundamental para todas/os, no sólo para madres o padres. Debemos pensar que hay personas para las que en su proyecto de vida no entra el tener descendencia, pero desean flexibilización de horarios, para compatibilizar sus intereses personales con el trabajo remunerado. Para otras personas prima el cuidado de personas mayores, de personas dependientes, etc., ¿Por qué se van a quedar fuera de las medidas de conciliación?

¿Estáis de acuerdo con esta idea de conciliación?

Fuente: http://brizas.wordpress.com/2011/09/06/conciliacion-maternidadpaternidad-responsable/

Read more

Glosario de términos

El vocabulario, la dicción y la pronunciación de Nico son cada día más afinadas. Ya se pueden mantener pequeñas conversaciones con él. Sin embargo, he observado que hay algunos vocablos que son complicados para aquellos que no conocen su dialecto. Voy a resumir algunos: Colate (antes era Cocota): m. Chocolate. Patatatano: m. Hipopótamo. Bilo: m. […]

Read more

Viejos recuerdos

No hay nada como sentirse viejo. Carca, oxidado, cansado, en la fase 2. Ha sido un verano de lo más convencional, lo que lo convierte en extraordinario. Nico ya ha descubierto que las olas revuelcan, que si flexionas las piernas y empujas muy fuerte te despegas del suelo, casi puedo asegurar que se ha enamorado […]

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-09-12 16:50:00


El fulanito va a la escuela

El fulanito empieza ya su tercera semana en la escuela y he de decir que más que contento entra resignado a clases. No se nos deja de hacer chiquito el corazón al verlo sollozar cuando se va y es más por sentir que mi chamaco puede sufrir en un lugar con gente y una rutina desconocida, pero más que nada me puede que el fulanito crea que su Má y yo lo estamos abandonando. Y sí, es una visión algo pesimista pero sin duda es la sensación que el fulanito tuvo durante estos días que lloró un poco a la entrada del colegio.

He de decir que el dichoso periodo de adaptación ha sido muy sufrido por todos en casa, no tanto como el fulanito pero el verlo hacer puchero cuando entra a la escuela nos hace el corazón bien chiquito mientras mi chamaco se adapta a un nuevo espacio con personas y rutinas bien diferentes a las que realizaba entre semana antes de entrar al maternal.

Sabíamos que iba a ser un poquito complicado pero la verdad no supe que tanto hasta que lo vivimos. Má y yo hemos buscado maneras de ayudar a que el fulanito se adapte pero a pesar de todo lo único y más importante de todo ha sido entender que es un proceso el fulanito tendrá que vivir, claro con nuestro apoyo, pero que tiene que transitar de alguna manera y esperamos que sea la mejor: el sentirse acompañado.

A mi chamaco se la ha complicado más de la cuenta porque anda bien chipil por el embarazo y sólo quiere estar con su Má y conmigo, además nos dimos cuenta que le está saliendo otro diente y eso lo hace ponerse más chipil aún (sí…más chipil y geniudo!) sin contar con las empachadas de baba, la diarrea y las pocas ganas de comer…al pobre se la ha juntado todo.

Lo importante es que estamos convencidos de que es lo mejor para el chamaco y seguimos con el proceso mientras lo apoyamos de todas las formas posibles. Má y yo estamos seguros que al pasar este periodo de adaptación el chamaco disfrutará mucho la escuela, ya que gran parte de nuestra decisión de llevarlo fue tomada porque se aburría mucho en casa y no podía aprender solamente lo que “Dora” y las “Mascotas Maravilla” les enseñaban mientras veía la tele. Además gracias a ese aburrimiento el chamaco ponía de cabeza la casa y no más se la pasaba inventado travesuras…mientras nos hacía ver una gran necesidad por aprender un chorro de cosas y querer jugar con niños de su edad.

Nuestra experiencia para acompañar al fulanito en el proceso de adaptación a la escuela la puedo resumir en un par de puntos, que quiero compartirles por si están en el mismo asunto:

  • En principio transmitirle buenos sentimientos sobre el ir a la escuela para que sepa que es un lugar en el que puede jugar aprender y convivir con chamaquitos de su edad
  • Integrarlo de manera gradual a su nueva rutina
  • Siempre animarlo y preguntarle cómo le fue y que es lo que hizo
  • Involucrarlo en la preparación del lunch
  • Todo el tiempo estar tranquilos para apapacharlo si lo necesita y darle seguridad
  • Decirle que siempre vamos a regresar por él (a nosotros nos ha funcionado el decirle que regresamos después de su clase de canto o estimulación, que es justo la que le dan antes de la salida)
  • Estar al pendiente de como es su desempeño en la escuela y con base en ello decidir si se le aumentan horas o disminuyen para que su adaptación sea mucho mejor
  • Y si nomás el asunto no cambia, primero estar bien convencidos en casa de que es lo mejor para su chamaquito, después apechugar los sentires, tener mucha paciencia y apapachos para nuestros hijos ya que estarán más sensibles que de costumbre
  • Esperar y apoyar, recordemos que cada chamaco vive el proceso a su paso y a su manera y tiempo

Seguiremos con los reportes para contarles como le (nos) va en este asunto.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-09-12 16:50:00


El fulanito va a la escuela

El fulanito empieza ya su tercera semana en la escuela y he de decir que más que contento entra resignado a clases. No se nos deja de hacer chiquito el corazón al verlo sollozar cuando se va y es más por sentir que mi chamaco puede sufrir en un lugar con gente y una rutina desconocida, pero más que nada me puede que el fulanito crea que su Má y yo lo estamos abandonando. Y sí, es una visión algo pesimista pero sin duda es la sensación que el fulanito tuvo durante estos días que lloró un poco a la entrada del colegio.

He de decir que el dichoso periodo de adaptación ha sido muy sufrido por todos en casa, no tanto como el fulanito pero el verlo hacer puchero cuando entra a la escuela nos hace el corazón bien chiquito mientras mi chamaco se adapta a un nuevo espacio con personas y rutinas bien diferentes a las que realizaba entre semana antes de entrar al maternal.

Sabíamos que iba a ser un poquito complicado pero la verdad no supe que tanto hasta que lo vivimos. Má y yo hemos buscado maneras de ayudar a que el fulanito se adapte pero a pesar de todo lo único y más importante de todo ha sido entender que es un proceso el fulanito tendrá que vivir, claro con nuestro apoyo, pero que tiene que transitar de alguna manera y esperamos que sea la mejor: el sentirse acompañado.

A mi chamaco se la ha complicado más de la cuenta porque anda bien chipil por el embarazo y sólo quiere estar con su Má y conmigo, además nos dimos cuenta que le está saliendo otro diente y eso lo hace ponerse más chipil aún (sí…más chipil y geniudo!) sin contar con las empachadas de baba, la diarrea y las pocas ganas de comer…al pobre se la ha juntado todo.

Lo importante es que estamos convencidos de que es lo mejor para el chamaco y seguimos con el proceso mientras lo apoyamos de todas las formas posibles. Má y yo estamos seguros que al pasar este periodo de adaptación el chamaco disfrutará mucho la escuela, ya que gran parte de nuestra decisión de llevarlo fue tomada porque se aburría mucho en casa y no podía aprender solamente lo que “Dora” y las “Mascotas Maravilla” les enseñaban mientras veía la tele. Además gracias a ese aburrimiento el chamaco ponía de cabeza la casa y no más se la pasaba inventado travesuras…mientras nos hacía ver una gran necesidad por aprender un chorro de cosas y querer jugar con niños de su edad.

Nuestra experiencia para acompañar al fulanito en el proceso de adaptación a la escuela la puedo resumir en un par de puntos, que quiero compartirles por si están en el mismo asunto:

  • En principio transmitirle buenos sentimientos sobre el ir a la escuela para que sepa que es un lugar en el que puede jugar aprender y convivir con chamaquitos de su edad
  • Integrarlo de manera gradual a su nueva rutina
  • Siempre animarlo y preguntarle cómo le fue y que es lo que hizo
  • Involucrarlo en la preparación del lunch
  • Todo el tiempo estar tranquilos para apapacharlo si lo necesita y darle seguridad
  • Decirle que siempre vamos a regresar por él (a nosotros nos ha funcionado el decirle que regresamos después de su clase de canto o estimulación, que es justo la que le dan antes de la salida)
  • Estar al pendiente de como es su desempeño en la escuela y con base en ello decidir si se le aumentan horas o disminuyen para que su adaptación sea mucho mejor
  • Y si nomás el asunto no cambia, primero estar bien convencidos en casa de que es lo mejor para su chamaquito, después apechugar los sentires, tener mucha paciencia y apapachos para nuestros hijos ya que estarán más sensibles que de costumbre
  • Esperar y apoyar, recordemos que cada chamaco vive el proceso a su paso y a su manera y tiempo

Seguiremos con los reportes para contarles como le (nos) va en este asunto.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-09-12 16:50:00


El fulanito va a la escuela

El fulanito empieza ya su tercera semana en la escuela y he de decir que más que contento entra resignado a clases. No se nos deja de hacer chiquito el corazón al verlo sollozar cuando se va y es más por sentir que mi chamaco puede sufrir en un lugar con gente y una rutina desconocida, pero más que nada me puede que el fulanito crea que su Má y yo lo estamos abandonando. Y sí, es una visión algo pesimista pero sin duda es la sensación que el fulanito tuvo durante estos días que lloró un poco a la entrada del colegio.

He de decir que el dichoso periodo de adaptación ha sido muy sufrido por todos en casa, no tanto como el fulanito pero el verlo hacer puchero cuando entra a la escuela nos hace el corazón bien chiquito mientras mi chamaco se adapta a un nuevo espacio con personas y rutinas bien diferentes a las que realizaba entre semana antes de entrar al maternal.

Sabíamos que iba a ser un poquito complicado pero la verdad no supe que tanto hasta que lo vivimos. Má y yo hemos buscado maneras de ayudar a que el fulanito se adapte pero a pesar de todo lo único y más importante de todo ha sido entender que es un proceso el fulanito tendrá que vivir, claro con nuestro apoyo, pero que tiene que transitar de alguna manera y esperamos que sea la mejor: el sentirse acompañado.

A mi chamaco se la ha complicado más de la cuenta porque anda bien chipil por el embarazo y sólo quiere estar con su Má y conmigo, además nos dimos cuenta que le está saliendo otro diente y eso lo hace ponerse más chipil aún (sí…más chipil y geniudo!) sin contar con las empachadas de baba, la diarrea y las pocas ganas de comer…al pobre se la ha juntado todo.

Lo importante es que estamos convencidos de que es lo mejor para el chamaco y seguimos con el proceso mientras lo apoyamos de todas las formas posibles. Má y yo estamos seguros que al pasar este periodo de adaptación el chamaco disfrutará mucho la escuela, ya que gran parte de nuestra decisión de llevarlo fue tomada porque se aburría mucho en casa y no podía aprender solamente lo que “Dora” y las “Mascotas Maravilla” les enseñaban mientras veía la tele. Además gracias a ese aburrimiento el chamaco ponía de cabeza la casa y no más se la pasaba inventado travesuras…mientras nos hacía ver una gran necesidad por aprender un chorro de cosas y querer jugar con niños de su edad.

Nuestra experiencia para acompañar al fulanito en el proceso de adaptación a la escuela la puedo resumir en un par de puntos, que quiero compartirles por si están en el mismo asunto:

  • En principio transmitirle buenos sentimientos sobre el ir a la escuela para que sepa que es un lugar en el que puede jugar aprender y convivir con chamaquitos de su edad
  • Integrarlo de manera gradual a su nueva rutina
  • Siempre animarlo y preguntarle cómo le fue y que es lo que hizo
  • Involucrarlo en la preparación del lunch
  • Todo el tiempo estar tranquilos para apapacharlo si lo necesita y darle seguridad
  • Decirle que siempre vamos a regresar por él (a nosotros nos ha funcionado el decirle que regresamos después de su clase de canto o estimulación, que es justo la que le dan antes de la salida)
  • Estar al pendiente de como es su desempeño en la escuela y con base en ello decidir si se le aumentan horas o disminuyen para que su adaptación sea mucho mejor
  • Y si nomás el asunto no cambia, primero estar bien convencidos en casa de que es lo mejor para su chamaquito, después apechugar los sentires, tener mucha paciencia y apapachos para nuestros hijos ya que estarán más sensibles que de costumbre
  • Esperar y apoyar, recordemos que cada chamaco vive el proceso a su paso y a su manera y tiempo

Seguiremos con los reportes para contarles como le (nos) va en este asunto.

Read more

CAMINO DEL NORTE II

La ruta continuó por toda la costa norte pasando por lugares espectaculares, entre bosques, montañas y el mar cantábrico que siempre nos acompañaba desde el norte.

Recorrimos el País Vasco, Cantabria, Asturias y finalmente Galicia.
No fué ningún paseo y terminarla en el tiempo previsto pasó por tener que coger un tren desde Gijon a el límite con Galicia aprovechando el día de peor tiempo. Medias de 100km con BTT y alforjas no son fáciles de superar sin lesiones y con la integridad del grupo intacta.
Como en las buenas amistades no todo son risas, chuletones y copas…también hubo sus dificultades y discusiones que nos hicieron crecer un poquito más como personas.
Os dejo aquí un vídeo con las imágenes de la ruta, intentando transmitir como nos sentimos…

Espero que os gusten, y como siempre lo mejor de un viaje, es que es el principio del siguiente.

Read more

CAMINO DEL NORTE II

La ruta continuó por toda la costa norte pasando por lugares espectaculares, entre bosques, montañas y el mar cantábrico que siempre nos acompañaba desde el norte.

Recorrimos el País Vasco, Cantabria, Asturias y finalmente Galicia.
No fué ningún paseo y terminarla en el tiempo previsto pasó por tener que coger un tren desde Gijon a el límite con Galicia aprovechando el día de peor tiempo. Medias de 100km con BTT y alforjas no son fáciles de superar sin lesiones y con la integridad del grupo intacta.
Como en las buenas amistades no todo son risas, chuletones y copas…también hubo sus dificultades y discusiones que nos hicieron crecer un poquito más como personas.
Os dejo aquí un vídeo con las imágenes de la ruta, intentando transmitir como nos sentimos…

Espero que os gusten, y como siempre lo mejor de un viaje, es que es el principio del siguiente.

Read more

De cómo intentando conciliar fue que nos conciliaron por demás

El año pasado nos quejábamos de los baremos de puntuación utilizados para las becas, dando por hecho que conseguir una plaza en una escuela pública (0-3 años) era aún más complicado. Además, los baremos de puntuación eran parecidos, de manera que las becas se las llevaban generalmente los que serían los primeros en la lista de no admitidos de las escuelas. En particular, el peso que se daba por trabajar a jornada completa (punto 4, apartado 1 del proceso de admisión) era suficiente para establecer el límite mínimo, como pasaba con las becas (artículo 13 de la ORDEN 3336/2010).



Pues mira por donde este año nos encontramos con que habían cambiado ligeramente los baremos para la admisión (no para las becas), y ahora se igualaban los trabajos a jornada parcial o completa. ¡Pues vamos a probar! Y entregando los papeles in extremis, pensando que seríamos un número más en la lista de espera, nos encontramos con que aparecíamos dentro en las listas provisionales.



Sin enrollarme más en esto, resulta que tenemos a las 2 niñas matriculadas en la EI Arce ¡menuda suerte! – nos dice todo el mundo. Me temo que ha quedado gente por detrás que seguramente lo necesite más (sigo pensando que los parados no deberían perder los puntos a la vez que el trabajo), pero me tranquiliza ver que los que venían justo detrás sí que se lo merecían menos (la misma puntuación, pero mayor renta).

Pero la historia que quería contar no era esta, no, que sería demasiado bonito; la historia se complica cuando nos informan de que tenemos que incorporar a la niña en cuanto cumpla los 4 meses, o sino perdemos la plaza – ¿cómo? Si tengo baja hasta los 5 meses – Pues a la niña la llevas a la guarde y así descansas. Otra vez nos rechina escuchar “conciliación de la vida laboral y familiar” si luego te piden que ocupes la plaza antes de terminar la baja maternal, antes también de los 6 meses que recomienda la OMS como lactancia materna exclusiva.

Así que nos dirigimos a la Consejería de Educación para exponerles nuestro caso y básicamente nos dijeron que sí, que la ley dice eso, pero que si no nos gusta que hagamos trampa (que la niña se ha puesto mala, que ahora nos vamos de viaje..). Curiosamente, según hemos ido contando a los amigos nuestro problema, casi todos nos han animado con la misma solución: la llevas el primer día, pero al siguiente se pone mala, etc…



Y es que eso es justo lo que NO queremos, tener que andar con mentiras y excusas para hacer algo que a todo el mundo le parece lógico. Por eso estamos moviéndonos contrarreloj para intentar que nos reserven la plaza hasta octubre sin tener que llevarla con 4 meses, para no perder la lactancia materna y evitar las enfermedades habituales de las guarderías.



Además, estamos buscamos más gente que se encuentre en la misma situación o parecida, para ver si nuestros juntos podemos hacer más fuerza y si nuestros avances pueden servir a más gente. Así que lanzamos estas 3 preguntas:



¿alguien más se encuentra en esta situación en la Comunidad de Madrid?



¿alguien más ha pasado esta situación en la Comunidad de Madrid? ¿qué habéis hecho?



Y en el resto de España, ¿conocéis si existe este plazo de incorporación y cuál es?






Como a nosotros también nos costaba creer que esta normativa fuera así, os ponemos aquí el enlace a la ORDEN 314/2011 publicada en el BOCM, donde aparecen los siguientes artículos:



Artículo 17, punto 3: “Para formalizar la matrícula es necesario que el niño admitido haya nacido. La incorporación al centro se producirá una vez cumplidos los tres meses de edad, pudiendo retrasarse hasta los cuatro meses por decisión familiar, previa comunicación de la familia a la dirección del centro.”

Artículo 26, punto 2: “Causará baja el alumno que no se incorpore al centro, una vez transcurridos siete días naturales del comienzo del curso escolar sin causa justificada notificada por la familia. Asimismo, causará baja el alumno que, una vez incorporado, no asista al centro durante quince días naturales consecutivos sin justificación.”



Read more

De cómo intentando conciliar fue que nos conciliaron por demás

El año pasado nos quejábamos de los baremos de puntuación utilizados para las becas, dando por hecho que conseguir una plaza en una escuela pública (0-3 años) era aún más complicado. Además, los baremos de puntuación eran parecidos, de manera que las becas se las llevaban generalmente los que serían los primeros en la lista de no admitidos de las escuelas. En particular, el peso que se daba por trabajar a jornada completa (punto 4, apartado 1 del proceso de admisión) era suficiente para establecer el límite mínimo, como pasaba con las becas (artículo 13 de la ORDEN 3336/2010).



Pues mira por donde este año nos encontramos con que habían cambiado ligeramente los baremos para la admisión (no para las becas), y ahora se igualaban los trabajos a jornada parcial o completa. ¡Pues vamos a probar! Y entregando los papeles in extremis, pensando que seríamos un número más en la lista de espera, nos encontramos con que aparecíamos dentro en las listas provisionales.



Sin enrollarme más en esto, resulta que tenemos a las 2 niñas matriculadas en la EI Arce ¡menuda suerte! – nos dice todo el mundo. Me temo que ha quedado gente por detrás que seguramente lo necesite más (sigo pensando que los parados no deberían perder los puntos a la vez que el trabajo), pero me tranquiliza ver que los que venían justo detrás sí que se lo merecían menos (la misma puntuación, pero mayor renta).

Pero la historia que quería contar no era esta, no, que sería demasiado bonito; la historia se complica cuando nos informan de que tenemos que incorporar a la niña en cuanto cumpla los 4 meses, o sino perdemos la plaza – ¿cómo? Si tengo baja hasta los 5 meses – Pues a la niña la llevas a la guarde y así descansas. Otra vez nos rechina escuchar “conciliación de la vida laboral y familiar” si luego te piden que ocupes la plaza antes de terminar la baja maternal, antes también de los 6 meses que recomienda la OMS como lactancia materna exclusiva.

Así que nos dirigimos a la Consejería de Educación para exponerles nuestro caso y básicamente nos dijeron que sí, que la ley dice eso, pero que si no nos gusta que hagamos trampa (que la niña se ha puesto mala, que ahora nos vamos de viaje..). Curiosamente, según hemos ido contando a los amigos nuestro problema, casi todos nos han animado con la misma solución: la llevas el primer día, pero al siguiente se pone mala, etc…



Y es que eso es justo lo que NO queremos, tener que andar con mentiras y excusas para hacer algo que a todo el mundo le parece lógico. Por eso estamos moviéndonos contrarreloj para intentar que nos reserven la plaza hasta octubre sin tener que llevarla con 4 meses, para no perder la lactancia materna y evitar las enfermedades habituales de las guarderías.



Además, estamos buscamos más gente que se encuentre en la misma situación o parecida, para ver si nuestros juntos podemos hacer más fuerza y si nuestros avances pueden servir a más gente. Así que lanzamos estas 3 preguntas:



¿alguien más se encuentra en esta situación en la Comunidad de Madrid?



¿alguien más ha pasado esta situación en la Comunidad de Madrid? ¿qué habéis hecho?



Y en el resto de España, ¿conocéis si existe este plazo de incorporación y cuál es?






Como a nosotros también nos costaba creer que esta normativa fuera así, os ponemos aquí el enlace a la ORDEN 314/2011 publicada en el BOCM, donde aparecen los siguientes artículos:



Artículo 17, punto 3: “Para formalizar la matrícula es necesario que el niño admitido haya nacido. La incorporación al centro se producirá una vez cumplidos los tres meses de edad, pudiendo retrasarse hasta los cuatro meses por decisión familiar, previa comunicación de la familia a la dirección del centro.”

Artículo 26, punto 2: “Causará baja el alumno que no se incorpore al centro, una vez transcurridos siete días naturales del comienzo del curso escolar sin causa justificada notificada por la familia. Asimismo, causará baja el alumno que, una vez incorporado, no asista al centro durante quince días naturales consecutivos sin justificación.”



Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-16 21:14:00

Papá…kikikí!

El fulanito se está volviendo un flojonazo para hablar, cuando aprende una palabra nueva la dice los primeros días pero después sólo pronuncia la ultima sílaba por lo que tenemos que andar adivinando qué es lo que el chamaco nos quiere decir. Así por ejemplo “ta” sirve para bota, pelota y pasta por decir solo algunas cosas.

Eso sí…caracol lo dice súper bien, sabrá porque esa palabra que es más complicada el chamaco la pronuncia a la perfección por lo que Má y yo asumimos que tan sólo es maña o es que el fulanito está bien consentido y le da flojera hablar. Para arreglar esto decidimos obligarlo un poco más y cuando nos pide algo, si no dice la palabra completa, le pedimos que la pronuncie bien y que lo repita después de nosotros. Al principio creímos que iba a funcionar pero no…el fulanito sigue diciendo la ultima sílaba e incluso la grita cuando se harta de que le pronunciamos el nombre correcto de cada cosa y esto se vuelve una lucha por ver quien se cansa primero y temo decir que generalmente somos nosotros.

El chamaco tiene ya dos o tres días con una nueva puntada. Como no le damos lo que nos pide si no hace el más mínimo esfuerzo por pronunciarlo el fulanito se inventó una palabra para nombrar aquello que no conoce: “KIKIKI”. Ahora estamos peor que al principio porque si ve algo que le llama la atención por ejemplo en sus juguetes, me dice: “Papá, kikikí! Así que le señalo cosa tras cosa para adivinar que es lo que me está pidiendo pero generalmente todo es seguido de un rotundo “NO” y el fulanito de manera muy insistente pide de nuevo el kikikí… de plano termino cargándolo para que tome lo que quiere así que el chamaco ni se esfuerza por aprender una nueva palabra y de paso se sale con la suya.



Y pues ahora casi todo es kikikí, espero que poco a poco este fulano hable pronto porque en verdad que me urge ya conocer cómo percibe el mundo. Nosotros seguiremos insistiendo esperando que al menos registre nuevas palabras para que cuando él lo decida, las utilice para comunicarse con nosotros.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-16 21:14:00

Papá…kikikí!

El fulanito se está volviendo un flojonazo para hablar, cuando aprende una palabra nueva la dice los primeros días pero después sólo pronuncia la ultima sílaba por lo que tenemos que andar adivinando qué es lo que el chamaco nos quiere decir. Así por ejemplo “ta” sirve para bota, pelota y pasta por decir solo algunas cosas.

Eso sí…caracol lo dice súper bien, sabrá porque esa palabra que es más complicada el chamaco la pronuncia a la perfección por lo que Má y yo asumimos que tan sólo es maña o es que el fulanito está bien consentido y le da flojera hablar. Para arreglar esto decidimos obligarlo un poco más y cuando nos pide algo, si no dice la palabra completa, le pedimos que la pronuncie bien y que lo repita después de nosotros. Al principio creímos que iba a funcionar pero no…el fulanito sigue diciendo la ultima sílaba e incluso la grita cuando se harta de que le pronunciamos el nombre correcto de cada cosa y esto se vuelve una lucha por ver quien se cansa primero y temo decir que generalmente somos nosotros.

El chamaco tiene ya dos o tres días con una nueva puntada. Como no le damos lo que nos pide si no hace el más mínimo esfuerzo por pronunciarlo el fulanito se inventó una palabra para nombrar aquello que no conoce: “KIKIKI”. Ahora estamos peor que al principio porque si ve algo que le llama la atención por ejemplo en sus juguetes, me dice: “Papá, kikikí! Así que le señalo cosa tras cosa para adivinar que es lo que me está pidiendo pero generalmente todo es seguido de un rotundo “NO” y el fulanito de manera muy insistente pide de nuevo el kikikí… de plano termino cargándolo para que tome lo que quiere así que el chamaco ni se esfuerza por aprender una nueva palabra y de paso se sale con la suya.



Y pues ahora casi todo es kikikí, espero que poco a poco este fulano hable pronto porque en verdad que me urge ya conocer cómo percibe el mundo. Nosotros seguiremos insistiendo esperando que al menos registre nuevas palabras para que cuando él lo decida, las utilice para comunicarse con nosotros.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-10 22:18:00

El fulanito dibuja a su Pá



Pá salió de viaje durante toda la semana, así que mientras pueda les estaré contando sobre las ocurrencias del fulanito. Como era de esperarse desde el primer día fulanito extrañó a Pá y se la pasó preguntando por él, como siempre encontró la misma respuesta : “salió de viaje chirris, regresa el viernes…” de plano el fulanito optó por gritarle así que a cada ratito podía escuchar por todos lados al fulanito llamar a a Pá con ese tonito especial que utiliza para llamarlo: “papaaaaaa…….”

Creo que por ahora fulanito anda más resignado por el viaje de papá. Ya no pregunta tanto por él y más bien se ha dedicado a pintar. Sí, me da toda la idea que cuando fulanito piensa en papá y quire verlo pero como sabe que por el momento no está en casa, el chamaquito lo dibuja. Sólo me dice “Má…” mientras hace un circulo grande con el brazo simulando que pinta en su cuaderno, entonces le pregunto: “quieres pintar” y él me dice “shi”…. Así que le doy su cuaderno con alguna pluma mientras el chamaco se sienta y se pone creativo frente a la hoja en blanco.

Así se la pasa un buen rato, haciendo círculos, puntitos, rayas…dibujando en un lado u otro de la hoja mientras saca la lengua y casi se sube a su cuaderno. Cuando termina le pregunto: “que dibujaste chirris? ” y el chamaco muy seguro me dice: “a papá”….

Esto la ha hace entre dos y tres veces al día, algunas ocasiones mejora el prototipo de papá que realizó anteriormente, otras veces hace un dibujo nuevo y una que otra vez dibuja al bebé, como que de repente se acuerda y también lo plasma en su cuaderno . Por lo que estos días el chamaco hace honor a Pá que está lejos y que por el momento está presente a través del skype y el recuerdo de mi chamaco y el bebé que quiensabe de que manera se encuentra presente o como lo concibe en su mundo.

Pá llegará pronto, seguritito con hartas ganas de ver a su fulanito y jugar con él, yo estoy segura que el fulanito por su parte desea mucho ya estar con su Pá para aventarse, gritar y corretearlo por todo el departamento mientras le va diciendo que está loquito…

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-10 22:18:00

El fulanito dibuja a su Pá



Pá salió de viaje durante toda la semana, así que mientras pueda les estaré contando sobre las ocurrencias del fulanito. Como era de esperarse desde el primer día fulanito extrañó a Pá y se la pasó preguntando por él, como siempre encontró la misma respuesta : “salió de viaje chirris, regresa el viernes…” de plano el fulanito optó por gritarle así que a cada ratito podía escuchar por todos lados al fulanito llamar a a Pá con ese tonito especial que utiliza para llamarlo: “papaaaaaa…….”

Creo que por ahora fulanito anda más resignado por el viaje de papá. Ya no pregunta tanto por él y más bien se ha dedicado a pintar. Sí, me da toda la idea que cuando fulanito piensa en papá y quire verlo pero como sabe que por el momento no está en casa, el chamaquito lo dibuja. Sólo me dice “Má…” mientras hace un circulo grande con el brazo simulando que pinta en su cuaderno, entonces le pregunto: “quieres pintar” y él me dice “shi”…. Así que le doy su cuaderno con alguna pluma mientras el chamaco se sienta y se pone creativo frente a la hoja en blanco.

Así se la pasa un buen rato, haciendo círculos, puntitos, rayas…dibujando en un lado u otro de la hoja mientras saca la lengua y casi se sube a su cuaderno. Cuando termina le pregunto: “que dibujaste chirris? ” y el chamaco muy seguro me dice: “a papá”….

Esto la ha hace entre dos y tres veces al día, algunas ocasiones mejora el prototipo de papá que realizó anteriormente, otras veces hace un dibujo nuevo y una que otra vez dibuja al bebé, como que de repente se acuerda y también lo plasma en su cuaderno . Por lo que estos días el chamaco hace honor a Pá que está lejos y que por el momento está presente a través del skype y el recuerdo de mi chamaco y el bebé que quiensabe de que manera se encuentra presente o como lo concibe en su mundo.

Pá llegará pronto, seguritito con hartas ganas de ver a su fulanito y jugar con él, yo estoy segura que el fulanito por su parte desea mucho ya estar con su Pá para aventarse, gritar y corretearlo por todo el departamento mientras le va diciendo que está loquito…

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-05 19:06:00

Un regalo para los chamaquitos de Uganda…

Hace un par de meses me enteré sobre una empresa social que hace mantitas para bebés. No es cualquier mantita ya que debido a la alta tasa de mortalidad en niños menores de un año en todo el mundo, se les ocurrió hacer una cobija con información básica sobre salud infantil. La idea es que la mamá tenga a la mano dicha información, la recuerde y pueda ayudar a mejorar la calidad de vida del pequeño durante los primeros meses de vida.

Es una idea súper sencilla pero muy útil que ayuda a reducir la mortalidad de los chamaquitos. La misión de esta empresa social es “Proporcionar las mantas a los padres de los recién nacidos en las zonas subdesarrolladas de todo el mundo y reducir la mortalidad infantil”



Hasta ahora se han repartido 600 cobijas en Uganda y el asunto funciona así: se compra una cobija y otra se manda a los niños de este país La cobijita tiene impresa información como :

· Tabla de Vacunas

· Tabla de crecimiento

· Síntomas más importantes cuando el niño se enferme y sobre los cuales hay que poner especial atención como la fiebre o diarrea.

· Temperatura normal en un niño de 0 meses al año de edad.

Sinceramente creo que es una muy buena labor, si podemos hacer un esfuerzo valdría mucho la pena apoyar la labor que realizan para revertir las cifras de mortalidad infantil. Por lo pronto nosotros ya encargamos nuestra mantita para zutanito y enviaran a otro chamaquito la suya.

Les dejo los datos para que revisen la página, le echen un ojo a las fotos y conozcan el trabajo que realizan. A ver si se animan!

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-05 19:06:00

Un regalo para los chamaquitos de Uganda…

Hace un par de meses me enteré sobre una empresa social que hace mantitas para bebés. No es cualquier mantita ya que debido a la alta tasa de mortalidad en niños menores de un año en todo el mundo, se les ocurrió hacer una cobija con información básica sobre salud infantil. La idea es que la mamá tenga a la mano dicha información, la recuerde y pueda ayudar a mejorar la calidad de vida del pequeño durante los primeros meses de vida.

Es una idea súper sencilla pero muy útil que ayuda a reducir la mortalidad de los chamaquitos. La misión de esta empresa social es “Proporcionar las mantas a los padres de los recién nacidos en las zonas subdesarrolladas de todo el mundo y reducir la mortalidad infantil”



Hasta ahora se han repartido 600 cobijas en Uganda y el asunto funciona así: se compra una cobija y otra se manda a los niños de este país La cobijita tiene impresa información como :

· Tabla de Vacunas

· Tabla de crecimiento

· Síntomas más importantes cuando el niño se enferme y sobre los cuales hay que poner especial atención como la fiebre o diarrea.

· Temperatura normal en un niño de 0 meses al año de edad.

Sinceramente creo que es una muy buena labor, si podemos hacer un esfuerzo valdría mucho la pena apoyar la labor que realizan para revertir las cifras de mortalidad infantil. Por lo pronto nosotros ya encargamos nuestra mantita para zutanito y enviaran a otro chamaquito la suya.

Les dejo los datos para que revisen la página, le echen un ojo a las fotos y conozcan el trabajo que realizan. A ver si se animan!

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-05 19:06:00

Un regalo para los chamaquitos de Uganda…

Hace un par de meses me enteré sobre una empresa social que hace mantitas para bebés. No es cualquier mantita ya que debido a la alta tasa de mortalidad en niños menores de un año en todo el mundo, se les ocurrió hacer una cobija con información básica sobre salud infantil. La idea es que la mamá tenga a la mano dicha información, la recuerde y pueda ayudar a mejorar la calidad de vida del pequeño durante los primeros meses de vida.

Es una idea súper sencilla pero muy útil que ayuda a reducir la mortalidad de los chamaquitos. La misión de esta empresa social es “Proporcionar las mantas a los padres de los recién nacidos en las zonas subdesarrolladas de todo el mundo y reducir la mortalidad infantil”



Hasta ahora se han repartido 600 cobijas en Uganda y el asunto funciona así: se compra una cobija y otra se manda a los niños de este país La cobijita tiene impresa información como :

· Tabla de Vacunas

· Tabla de crecimiento

· Síntomas más importantes cuando el niño se enferme y sobre los cuales hay que poner especial atención como la fiebre o diarrea.

· Temperatura normal en un niño de 0 meses al año de edad.

Sinceramente creo que es una muy buena labor, si podemos hacer un esfuerzo valdría mucho la pena apoyar la labor que realizan para revertir las cifras de mortalidad infantil. Por lo pronto nosotros ya encargamos nuestra mantita para zutanito y enviaran a otro chamaquito la suya.

Les dejo los datos para que revisen la página, le echen un ojo a las fotos y conozcan el trabajo que realizan. A ver si se animan!

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-03 16:48:00

Plastilina hecha en casa

Al fulanito le gusta jugar con la plastilina, digamos que no le encanta del todo la textura pero le fascina hacer muchas bolitas, tenerlas en el vasito y después inventarse cosas como vaciarlas en una pelota con forma de reja y aventarla por el pasillo mientas ve con singular alegría como se van desparramando por todos lados dichas bolitas de plastilina.

Pero como es de suponerse, él no hace las bolitas, las perfecciona. Nos pone a Má o a mí a hacerlas, después les da otra pasada por sus manos y las acomoda en el envase previamente seleccionado. Es muy paciente y siempre espera a que se llene el vasito para después tirarlas, pisarlas, aventarlas o simplemente esconderlas supongo que las guarda para después jugar nuevamente con ellas.

Pero la bronca con la plastilina no toxica que le compramos en el súper es que se seca de volada y aun echándole agua no agarra la misma consistencia y queda toda pegajosa. Cuando el fulanito juega con ella no solo acaba embarrada en todos lados, es seguro que ese envase de plastilina le dure sólo un momentito porque pasa horas sin guardarla y se seca o cada vez tiene menos pelotitas para aventar, cuando eso sucede el fulanito nos pide desesperado “mash” (más)…y pues eso de estar comprando como que no.


Así que de plano encontramos esta receta de plastilina casera que tampoco es tóxica, es barata, podemos hacerla de varios colores, con la consistencia que queramos y si se seca pues sólo le agregamos más agua y ya estuvo.

Les dejo la receta:

INGREDIENTES:

· 3 tazas de harina

· 1/4 de taza de sal

· 1 taza de agua

· 1 cucharada de aceite vegetal

PREPARACIÓN:

· Vaciar todos los ingredientes en un recipiente y amasarlos, después se colocan a fuego lento por unos minutos mientras se mueve la mezcla hasta que se vea homogénea

· Luego dejar enfriar y se añaden 1 o 2 gotitas de de colorante vegetal (se usa para las comidas ) y ya estuvo!

· Para guardarlas se recomienda hacerlas bolita y ponerlas en una bolsa de plástico hasta que las necesites.

· Si la mezcla está muy pegajosa solamente agrega más harina, si está demasiado tiesa agrega más agua.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-03 16:48:00

Plastilina hecha en casa

Al fulanito le gusta jugar con la plastilina, digamos que no le encanta del todo la textura pero le fascina hacer muchas bolitas, tenerlas en el vasito y después inventarse cosas como vaciarlas en una pelota con forma de reja y aventarla por el pasillo mientas ve con singular alegría como se van desparramando por todos lados dichas bolitas de plastilina.

Pero como es de suponerse, él no hace las bolitas, las perfecciona. Nos pone a Má o a mí a hacerlas, después les da otra pasada por sus manos y las acomoda en el envase previamente seleccionado. Es muy paciente y siempre espera a que se llene el vasito para después tirarlas, pisarlas, aventarlas o simplemente esconderlas supongo que las guarda para después jugar nuevamente con ellas.

Pero la bronca con la plastilina no toxica que le compramos en el súper es que se seca de volada y aun echándole agua no agarra la misma consistencia y queda toda pegajosa. Cuando el fulanito juega con ella no solo acaba embarrada en todos lados, es seguro que ese envase de plastilina le dure sólo un momentito porque pasa horas sin guardarla y se seca o cada vez tiene menos pelotitas para aventar, cuando eso sucede el fulanito nos pide desesperado “mash” (más)…y pues eso de estar comprando como que no.


Así que de plano encontramos esta receta de plastilina casera que tampoco es tóxica, es barata, podemos hacerla de varios colores, con la consistencia que queramos y si se seca pues sólo le agregamos más agua y ya estuvo.

Les dejo la receta:

INGREDIENTES:

· 3 tazas de harina

· 1/4 de taza de sal

· 1 taza de agua

· 1 cucharada de aceite vegetal

PREPARACIÓN:

· Vaciar todos los ingredientes en un recipiente y amasarlos, después se colocan a fuego lento por unos minutos mientras se mueve la mezcla hasta que se vea homogénea

· Luego dejar enfriar y se añaden 1 o 2 gotitas de de colorante vegetal (se usa para las comidas ) y ya estuvo!

· Para guardarlas se recomienda hacerlas bolita y ponerlas en una bolsa de plástico hasta que las necesites.

· Si la mezcla está muy pegajosa solamente agrega más harina, si está demasiado tiesa agrega más agua.

Read more

m’ijo, el fulanito 2011-08-03 16:48:00

Plastilina hecha en casa

Al fulanito le gusta jugar con la plastilina, digamos que no le encanta del todo la textura pero le fascina hacer muchas bolitas, tenerlas en el vasito y después inventarse cosas como vaciarlas en una pelota con forma de reja y aventarla por el pasillo mientas ve con singular alegría como se van desparramando por todos lados dichas bolitas de plastilina.

Pero como es de suponerse, él no hace las bolitas, las perfecciona. Nos pone a Má o a mí a hacerlas, después les da otra pasada por sus manos y las acomoda en el envase previamente seleccionado. Es muy paciente y siempre espera a que se llene el vasito para después tirarlas, pisarlas, aventarlas o simplemente esconderlas supongo que las guarda para después jugar nuevamente con ellas.

Pero la bronca con la plastilina no toxica que le compramos en el súper es que se seca de volada y aun echándole agua no agarra la misma consistencia y queda toda pegajosa. Cuando el fulanito juega con ella no solo acaba embarrada en todos lados, es seguro que ese envase de plastilina le dure sólo un momentito porque pasa horas sin guardarla y se seca o cada vez tiene menos pelotitas para aventar, cuando eso sucede el fulanito nos pide desesperado “mash” (más)…y pues eso de estar comprando como que no.


Así que de plano encontramos esta receta de plastilina casera que tampoco es tóxica, es barata, podemos hacerla de varios colores, con la consistencia que queramos y si se seca pues sólo le agregamos más agua y ya estuvo.

Les dejo la receta:

INGREDIENTES:

· 3 tazas de harina

· 1/4 de taza de sal

· 1 taza de agua

· 1 cucharada de aceite vegetal

PREPARACIÓN:

· Vaciar todos los ingredientes en un recipiente y amasarlos, después se colocan a fuego lento por unos minutos mientras se mueve la mezcla hasta que se vea homogénea

· Luego dejar enfriar y se añaden 1 o 2 gotitas de de colorante vegetal (se usa para las comidas ) y ya estuvo!

· Para guardarlas se recomienda hacerlas bolita y ponerlas en una bolsa de plástico hasta que las necesites.

· Si la mezcla está muy pegajosa solamente agrega más harina, si está demasiado tiesa agrega más agua.

Read more

¿Y si al final de todo me hiciera homeópata?

Después de varias entradas hablando de homeopatía y expresando todos los argumentos que he podido aglutinar e incluso después de ir a la TV3 a hablar acerca de las terapias alternativas sigue escribiéndome gente, tanto por las redes sociales como por correo para explicarme que a ellos les funciona y que estoy equivocado (a veces estoy incluso muy equivocado).

Es decir, después de explicar todo lo explicado y demostrar que no hay lógica por donde coger a la homeopatía, sigue habiendo gente que cierra los ojos a las evidencias mostradas, algunas científicas y otras que nos hacen recordar la química del instituto, y confirma que, sea como sea, funciona.

Pues bien, como en Catalunya la sanidad está a punto de desmoronarse (después vendrá el resto de España, pero aquí parece ser que hemos querido ser pioneros), pues ya hay hospitales cerrados y EREs en camino en los que aún permanecen abiertos, y dado que parece que el futuro es la privatización de la sanidad y ninguno tenemos el puesto asegurado, he pensado que podría abrir mi propia consulta de algo que domino un poco: ¿y si al final de todo me hiciera homeópata?

En el programa de TV3 al que acudí hace una semana pude escuchar a una homeópata decir que hay cerca de 6.000 homeópatas titulados y trabajando a la luz y otros 6.000 titulados (o no, porque total, da lo mismo), trabajando “en negro” (yo diría que se refería a España).

Algunos de ellos serán personal sanitario y otros no, pero a día de hoy, como la homeopatía no está regulada, puede ejercer quien quiera. Tú te montas una consulta en tu casa (que parezca una consulta, porque si parece tu casa igual queda feo), pones abajo en el portal una placa con tu nombre y “Homeópata” y ya está. A esperar que vayan viniendo.

Yo soy enfermero y podría poner “Enfermero homeópata”, que me distinguiría como alguien que tiene más estudios que muchos de los homeópatas con consulta, sin embargo, como la gente cree que los homeópatas son médicos (no todo el mundo lo piensa, pero muchos sí), casi me iría mejor no poniendo nada.

Mis tarifas

Soy una persona sensata y de igual modo que no me gusta que me estafen no me gusta estafar a los demás. He pensado que podría tener unas tarifas un poco más bajas que el resto de homeópatas, aunque no mucho más, porque podrían pensar que sé poco.

Pensándolo mejor, creo que cobraré un poco más que los demás y así la gente pensará que sé mucho. Lo que haré es, de vez en cuando, regalar alguna visita: “María, hoy no le cobro, que estoy muy contento por cómo le está funcionando la medicación a su hijo y para mí eso es lo primero… venga cuando quiera”. Así me aseguro que volverán y me aseguro también los turrones en Navidad (ya sabéis, la gente para Navidad suele regalar cositas a las personas que les hacen sentir bien).

Medicando, que es gerundio

Todos saldrán con algo: gránulos, glóbulos, pomada… lo que haga falta, pero que sea homeopático, claro. A la gente le encanta sentirse bien tratada y les gusta sentir que te preocupas por ellos y por sus hijos, así que tiene que parecer que me interesa la salud de las personas. Les diré, de vez en cuando: “para esto prefiero de momento no darte nada… vamos a esperar a ver si se le soluciona porque creo que con un poco de suero para los moquitos y un poco más de agua lo arreglaremos” y si la cosa no va bien, pues medicamentos al canto: “mira, creo que está yendo a peor. Casi mejor le damos esta disolución y… no, espera, vamos a por todas, venga, disolución 30 CH… no suelo utilizarla en niños porque me gusta ser más precavido, pero esto no le hará ningún daño y seguro que logramos que su cuerpo responda”.

Pero por si acaso, que vayan al médico

La medicina que todos conocemos y la homeopatía son incompatibles. Repito: son incompatibles.

Muchos homeópatas, para abarcar más radio de acción, se están sumando al carro de “las terapias complementarias”, para decirle a la gente que no tiene por qué elegir entre una y otra cuando puede utilizar las dos.

Sin embargo es un sinsentido, porque la homeopatía trata las enfermedades con las sustancias que provocan los síntomas que uno padece y la medicina convencional lo hace, normalmente, utilizando un contrario.

Si un niño tiene fiebre lo lógico es darle un medicamento que baje la fiebre. La homeopatía, en cambio, ofrece como solución una sustancia que aumenta la temperatura corporal, pero diluida hasta el infinito (y más allá).

No tiene sentido que alguien le de a un niño paracetamol para bajar la fiebre y que acto seguido le dé Belladona, que la provoca. Por eso no entiendo que haya médicos homeópatas o pediatras homeópatas, a menos que estén haciendo la misma reflexión que yo: estás un rato con la gente, les atiendes, les escuchas como nadie lo hace (casi nadie quiere escuchar los problemas de los demás, sino contar los propios), les haces sentir importantes y luego te sacas una pasta por darles caramelitos de azúcar y agua.

Entonces, como yo estoy en el grupo de profesionales que creen que lo que cura de verdad es la medicina convencional y como no me perdonaría que a alguien le sucediera algo por venir a mi consulta, haré lo que hacen algunos homeópatas (traidores de Hahnemann y sus postulados, traidores de la homeopatía), que es permitir que ambas medicinas coexistan.

Si me llama una madre y veo que el niño está chungo, le diré que vaya al pediatra, pero que luego venga a verme para darle algo que le suba las defensas y algo para paliar los efectos secundarios del jarabe que le ha dado el pediatra. Esa visita la cobraré baratita… que no se sienta estafada, que me vea como ese ángel salvador que piensa en los niños y en su bienestar y no en llenarse la cartera.

Y si me vienen a la consulta y veo lo mismo, que la cosa está difícil y que la salud del niño corre riesgo (otitis, laringitis, bronquitis,…), haré lo mismo: “mira, esto puede curarse con homeopatía, pero tardará mucho y el niño lo va a pasar mal… ya sabes que la homeopatía a veces es muy lenta. Te recomiendo que lo lleves al pediatra y te voy a dar algo para complementar ese tratamiento y algo para evitar los efectos secundarios”.

¿Cómo lo veis?

Como veis está todo ya bastante pensado… voy dándole vueltas a ver cómo podría ser la consulta y de qué color tiene que ser la bata, que es importante. De momento ya tengo cinco títulos de Boiron, que es más de lo que tienen muchos homeópatas que ejercen (y eso que me los saqué todos en una mañana). Tres de ellos los habéis podido ver a lo largo de esta entrada.

¿Qué os parece? ¿Me hago homeópata? Total, ya me sé todos los argumentos a favor y en contra, así que estoy preparado para todo, hasta para los escépticos que no creen en la homeopatía y a los que les interesa dejarla mal porque detrás hay unos intereses económicos de las grandes farmacéuticas bestiales… ¿no dicen que el mejor policía es aquel que fue ladrón?

Publicado originalmente en Bebés y más.

Read more

¿Y si al final de todo me hiciera homeópata?

Después de varias entradas hablando de homeopatía y expresando todos los argumentos que he podido aglutinar e incluso después de ir a la TV3 a hablar acerca de las terapias alternativas sigue escribiéndome gente, tanto por las redes sociales como por correo para explicarme que a ellos les funciona y que estoy equivocado (a veces estoy incluso muy equivocado).

Es decir, después de explicar todo lo explicado y demostrar que no hay lógica por donde coger a la homeopatía, sigue habiendo gente que cierra los ojos a las evidencias mostradas, algunas científicas y otras que nos hacen recordar la química del instituto, y confirma que, sea como sea, funciona.

Pues bien, como en Catalunya la sanidad está a punto de desmoronarse (después vendrá el resto de España, pero aquí parece ser que hemos querido ser pioneros), pues ya hay hospitales cerrados y EREs en camino en los que aún permanecen abiertos, y dado que parece que el futuro es la privatización de la sanidad y ninguno tenemos el puesto asegurado, he pensado que podría abrir mi propia consulta de algo que domino un poco: ¿y si al final de todo me hiciera homeópata?

En el programa de TV3 al que acudí hace una semana pude escuchar a una homeópata decir que hay cerca de 6.000 homeópatas titulados y trabajando a la luz y otros 6.000 titulados (o no, porque total, da lo mismo), trabajando “en negro” (yo diría que se refería a España).

Algunos de ellos serán personal sanitario y otros no, pero a día de hoy, como la homeopatía no está regulada, puede ejercer quien quiera. Tú te montas una consulta en tu casa (que parezca una consulta, porque si parece tu casa igual queda feo), pones abajo en el portal una placa con tu nombre y “Homeópata” y ya está. A esperar que vayan viniendo.

Yo soy enfermero y podría poner “Enfermero homeópata”, que me distinguiría como alguien que tiene más estudios que muchos de los homeópatas con consulta, sin embargo, como la gente cree que los homeópatas son médicos (no todo el mundo lo piensa, pero muchos sí), casi me iría mejor no poniendo nada.

Mis tarifas

Soy una persona sensata y de igual modo que no me gusta que me estafen no me gusta estafar a los demás. He pensado que podría tener unas tarifas un poco más bajas que el resto de homeópatas, aunque no mucho más, porque podrían pensar que sé poco.

Pensándolo mejor, creo que cobraré un poco más que los demás y así la gente pensará que sé mucho. Lo que haré es, de vez en cuando, regalar alguna visita: “María, hoy no le cobro, que estoy muy contento por cómo le está funcionando la medicación a su hijo y para mí eso es lo primero… venga cuando quiera”. Así me aseguro que volverán y me aseguro también los turrones en Navidad (ya sabéis, la gente para Navidad suele regalar cositas a las personas que les hacen sentir bien).

Medicando, que es gerundio

Todos saldrán con algo: gránulos, glóbulos, pomada… lo que haga falta, pero que sea homeopático, claro. A la gente le encanta sentirse bien tratada y les gusta sentir que te preocupas por ellos y por sus hijos, así que tiene que parecer que me interesa la salud de las personas. Les diré, de vez en cuando: “para esto prefiero de momento no darte nada… vamos a esperar a ver si se le soluciona porque creo que con un poco de suero para los moquitos y un poco más de agua lo arreglaremos” y si la cosa no va bien, pues medicamentos al canto: “mira, creo que está yendo a peor. Casi mejor le damos esta disolución y… no, espera, vamos a por todas, venga, disolución 30 CH… no suelo utilizarla en niños porque me gusta ser más precavido, pero esto no le hará ningún daño y seguro que logramos que su cuerpo responda”.

Pero por si acaso, que vayan al médico

La medicina que todos conocemos y la homeopatía son incompatibles. Repito: son incompatibles.

Muchos homeópatas, para abarcar más radio de acción, se están sumando al carro de “las terapias complementarias”, para decirle a la gente que no tiene por qué elegir entre una y otra cuando puede utilizar las dos.

Sin embargo es un sinsentido, porque la homeopatía trata las enfermedades con las sustancias que provocan los síntomas que uno padece y la medicina convencional lo hace, normalmente, utilizando un contrario.

Si un niño tiene fiebre lo lógico es darle un medicamento que baje la fiebre. La homeopatía, en cambio, ofrece como solución una sustancia que aumenta la temperatura corporal, pero diluida hasta el infinito (y más allá).

No tiene sentido que alguien le de a un niño paracetamol para bajar la fiebre y que acto seguido le dé Belladona, que la provoca. Por eso no entiendo que haya médicos homeópatas o pediatras homeópatas, a menos que estén haciendo la misma reflexión que yo: estás un rato con la gente, les atiendes, les escuchas como nadie lo hace (casi nadie quiere escuchar los problemas de los demás, sino contar los propios), les haces sentir importantes y luego te sacas una pasta por darles caramelitos de azúcar y agua.

Entonces, como yo estoy en el grupo de profesionales que creen que lo que cura de verdad es la medicina convencional y como no me perdonaría que a alguien le sucediera algo por venir a mi consulta, haré lo que hacen algunos homeópatas (traidores de Hahnemann y sus postulados, traidores de la homeopatía), que es permitir que ambas medicinas coexistan.

Si me llama una madre y veo que el niño está chungo, le diré que vaya al pediatra, pero que luego venga a verme para darle algo que le suba las defensas y algo para paliar los efectos secundarios del jarabe que le ha dado el pediatra. Esa visita la cobraré baratita… que no se sienta estafada, que me vea como ese ángel salvador que piensa en los niños y en su bienestar y no en llenarse la cartera.

Y si me vienen a la consulta y veo lo mismo, que la cosa está difícil y que la salud del niño corre riesgo (otitis, laringitis, bronquitis,…), haré lo mismo: “mira, esto puede curarse con homeopatía, pero tardará mucho y el niño lo va a pasar mal… ya sabes que la homeopatía a veces es muy lenta. Te recomiendo que lo lleves al pediatra y te voy a dar algo para complementar ese tratamiento y algo para evitar los efectos secundarios”.

¿Cómo lo veis?

Como veis está todo ya bastante pensado… voy dándole vueltas a ver cómo podría ser la consulta y de qué color tiene que ser la bata, que es importante. De momento ya tengo cinco títulos de Boiron, que es más de lo que tienen muchos homeópatas que ejercen (y eso que me los saqué todos en una mañana). Tres de ellos los habéis podido ver a lo largo de esta entrada.

¿Qué os parece? ¿Me hago homeópata? Total, ya me sé todos los argumentos a favor y en contra, así que estoy preparado para todo, hasta para los escépticos que no creen en la homeopatía y a los que les interesa dejarla mal porque detrás hay unos intereses económicos de las grandes farmacéuticas bestiales… ¿no dicen que el mejor policía es aquel que fue ladrón?

Publicado originalmente en Bebés y más.

Read more

La familia crece

Por fin llegó el día. Ana Isabel me despertaba de madrugada con la sugerente frase: “ha llegado la hora” Y así fue, nos preparamos rápidamente, avisé a los abuelos y cogí a Sara para meterla en el coche – Papá, ¿es de noche? – preguntaba la pequeña – sí, cariño, duerme un poquito más. Ya en el coche, Sara nos volvía a preguntar – ¿dónde vamos? – y entonces entonamos la cantinela que habíamos practicado los meses anteriores: ¡Que vieeene Cristina! ¡Que vieeene Cristina! Todo fue muy rápido: parto natural, sin epidural y a las 3:45 de la noche llegó Cristina, chiquitita, con 2.660 kg, apenas 2 horas después de haberme despertado.


La familia crece, la familia cambia. Empezamos una nueva etapa, una nueva familia de cuatro, nuevos proyectos y nuevas ilusiones; también nuevos miedos, nuevas dudas: ¿cogerá bien el pecho? ¿engordará y crecerá rápido? ¿le prestaremos la misma atención que tuvo Sara? ¿y el mismo cariño? ¿tendrá Sara celos del bebé?


Cristina nació el 4 de mayo. Han pasado ya más de dos meses y crece sana y feliz; dos meses también que llevamos sin escribir en el blog, pero volvemos de nuevo para contar nuestros cambios, nuestras alegrías y todo lo que vamos aprendiendo de los niños con nuestra nueva maestra.

Read more

La familia crece

Por fin llegó el día. Ana Isabel me despertaba de madrugada con la sugerente frase: “ha llegado la hora” Y así fue, nos preparamos rápidamente, avisé a los abuelos y cogí a Sara para meterla en el coche – Papá, ¿es de noche? – preguntaba la pequeña – sí, cariño, duerme un poquito más. Ya en el coche, Sara nos volvía a preguntar – ¿dónde vamos? – y entonces entonamos la cantinela que habíamos practicado los meses anteriores: ¡Que vieeene Cristina! ¡Que vieeene Cristina! Todo fue muy rápido: parto natural, sin epidural y a las 3:45 de la noche llegó Cristina, chiquitita, con 2.660 kg, apenas 2 horas después de haberme despertado.


La familia crece, la familia cambia. Empezamos una nueva etapa, una nueva familia de cuatro, nuevos proyectos y nuevas ilusiones; también nuevos miedos, nuevas dudas: ¿cogerá bien el pecho? ¿engordará y crecerá rápido? ¿le prestaremos la misma atención que tuvo Sara? ¿y el mismo cariño? ¿tendrá Sara celos del bebé?


Cristina nació el 4 de mayo. Han pasado ya más de dos meses y crece sana y feliz; dos meses también que llevamos sin escribir en el blog, pero volvemos de nuevo para contar nuestros cambios, nuestras alegrías y todo lo que vamos aprendiendo de los niños con nuestra nueva maestra.

Read more