El Tema de la Semana #35: La educación, los abuelos y las abuelas

El Tema de la Semana ha nacido como propuesta para compartir: experiencias, curiosidades, ideas,… poder conocer, comprender y poder aprender. Para conocernos mejor y para que os conozcamos mejor. Esta es la idea que hay detrás de este ejercicio semanal: #ElTemaDeLaSemana. Tomando como base el sistema por el que se comparten y difunden otras accionesLeer más sobre El Tema de la Semana #35: La educación, los abuelos y las abuelas[…]

La entrada El Tema de la Semana #35: La educación, los abuelos y las abuelas aparece primero en Papás Blogueros.

Sigue leyendo ->

Escola Miralletes

Una de las decisiones más dificiles como Padres es escoger la educación y el centro donde tus hijos se van a formar durante los próximos años.  Siempre surgen dudas al inicio: estarán aprendiendo?, avanzan?, esto de que no haya deberes, será lo correcto?… Ahora, cuando ves a tus hijos que cada día se expresan mejor, […]

Sigue leyendo ->

Peripecias de un papá: Su futuro pasado

Estando a un par de días de celebrar el cuarto aniversario de Miguel, me parecía indispensable volver a dar vida a esta sección. Sí, cuatro años ya desde que nació, y algunos meses más desde que comencé a narrar estas peripecias que en un principio eran de pre-papá. El paso del tiempo es inapelable, no cabe duda, pero lo que más lo pone en evidencia, lo que más hace que sientas que pasa por encima tuyo como una apisonadora, son los cumpleaños de nuestros hijos… y también un poco esas fotacas de archivo que Facebook se empeña en que compartas.

La entrada Peripecias de un papá: Su futuro pasado aparece primero en decabo.com.

Sigue leyendo ->

Diario de a bordo: Marina

Capitán, hoy se ha ido Marina. Mi tercera abuela, la que me cuidó de pequeño y me abrió su casa cuando no levantaba tres palmos del suelo. Marina era el hada buena de los cuentos. En todos estos años en La Tierra nunca la vi de mal humor, siempre amable, siempre cariñosa. En su cocina […]

Sigue leyendo ->

Mis dos cojones

Sí amigos, tengo dos cojones. Y los dos son bien grandes. Lo más curioso de todo es que uno es rubio y otro es moreno. Los tengo desde hace casi nueve meses. Uno es un poco más cojón que el otro, pero son bien cojones los dos. No paran ni un segundo, todo el día…

Sigue leyendo ->

VIERNES DANDO LA NOTA #64: USA TU ILUSION

Imaginad.
Madrid, 1993.
Una calurosa tarde del mes de Julio.
Un joven va a asistir a su primer gran concierto.
Además, en el estadio de fútbol de su corazón.

Mi primera gran concierto (esta es la crónica de la época) fue en el Vicente Calderón y vi a los grandiosos Guns N’ Roses. De teloneros tuvieron a Suicidial Tendences (no los conocía ni he vuelto a saber nada de ellos) y a The Brian May Band (disfruté sobre todo con las versiones de Queen). Recuerdo que tuve la sensación que el concierto fue un mero trámite para Axl y compañía, pero para mí fue muy especial. Pude hacer por fin mi Súper Guitar Air a la vez que Slash.

Y todos estos recuerdos me han venido porque hace unos días la banda ha anunciado que el año que viene vendrán a España, primero a Bilbao y después a Madrid (al Calderón para más señas). ¿Me gustaría ir? Pues sí. ¿Voy a ir? Pues no. Creo que el dinero de las entradas es demasiado alto y teniendo en cuenta que tendría que pillar dos, se hace imposible. Además, justo ese fin de semana, es la final de la champions y, bueno, a lo mejor estoy lejos, lejos (o no, que ahí la pasta también será muy alta).

Pero bueno, teniendo en cuenta que esto es #VDLN pongamos algo de música. De Guns N’ Roses podría poner cualquier canción porque me gustan (casi) todas. Los dos álbumes Use Your Illusion son lo mejor que han hecho. Es más, diría que son de los mejores álbumes así en general. Podría poner You Could Be Mine (que encima pertenece a la BSO de Terminator II, una de mis películas favoritas) Don´t Cry, Estranged o (la genial)  November Rain. Pero no, voy a poner por la que empezó todo, la clásica y la que espero algún día, saber tocar con la guitarra, Sweet Child O`Mine.

Estaría bien que en los comentarios pusierais cual es vuestra favorita. Feliz semana y bienvenidos a la jungla.

Sigue leyendo ->

VIERNES DANDO LA NOTA #64: USA TU ILUSION

Imaginad.
Madrid, 1993.
Una calurosa tarde del mes de Julio.
Un joven va a asistir a su primer gran concierto.
Además, en el estadio de fútbol de su corazón.

Mi primera gran concierto (esta es la crónica de la época) fue en el Vicente Calderón y vi a los grandiosos Guns N’ Roses. De teloneros tuvieron a Suicidial Tendences (no los conocía ni he vuelto a saber nada de ellos) y a The Brian May Band (disfruté sobre todo con las versiones de Queen). Recuerdo que tuve la sensación que el concierto fue un mero trámite para Axl y compañía, pero para mí fue muy especial. Pude hacer por fin mi Súper Guitar Air a la vez que Slash.

Y todos estos recuerdos me han venido porque hace unos días la banda ha anunciado que el año que viene vendrán a España, primero a Bilbao y después a Madrid (al Calderón para más señas). ¿Me gustaría ir? Pues sí. ¿Voy a ir? Pues no. Creo que el dinero de las entradas es demasiado alto y teniendo en cuenta que tendría que pillar dos, se hace imposible. Además, justo ese fin de semana, es la final de la champions y, bueno, a lo mejor estoy lejos, lejos (o no, que ahí la pasta también será muy alta).

Pero bueno, teniendo en cuenta que esto es #VDLN pongamos algo de música. De Guns N’ Roses podría poner cualquier canción porque me gustan (casi) todas. Los dos álbumes Use Your Illusion son lo mejor que han hecho. Es más, diría que son de los mejores álbumes así en general. Podría poner You Could Be Mine (que encima pertenece a la BSO de Terminator II, una de mis películas favoritas) Don´t Cry, Estranged o (la genial)  November Rain. Pero no, voy a poner por la que empezó todo, la clásica y la que espero algún día, saber tocar con la guitarra, Sweet Child O`Mine.

Estaría bien que en los comentarios pusierais cual es vuestra favorita. Feliz semana y bienvenidos a la jungla.

Sigue leyendo ->

#ViernesDandoLaNota Munford & Sons y el Folk Rock

Esta semana os quiero hablar de un grupo que conocí hace unos años, en 2009 / 2010, y como en muchos otros casos fue a través de una serie de televisión.

Como a muchos otros artistas, a este grupo lo conocí a través de una de las sagas de la serie Stargate, en concreto la primera vez que escuché una canción de estos chicos fue en la serie Stargate Universe. Uno de los episodios acababa con una canción suya que se llama «After the Storm«. Una canción para mi, muy optimista a pesar de lo triste que pueda parecer.

A raíz de esta canción que me espeluca cada vez que la escucho, conocí el resto de sus temas, de hecho esta canción pertenece a su primer disco, de 2009.

Os dejo otra canción suya que me gusta mucho de un disco posterior y que posiblemente hayáis escuchado porque es de su segundo disco y ya eran más conocidos. Y no olvidéis que en redes voy a poner algunas más.

Si quieres saber más, conocer las reglas, y cómo participar puedes verlo todo aquí.

Sigue leyendo ->

Viernes dando la nota #180: Buen humor

The Darkness – I believe in a thing called Love
Sweet – Fox on the run
The Faces – Stay with me

Cortita y al pie. No sé si será porque acabamos de celebrar el quinto cumpleaños de los Padawanes y hemos superado ya una semana-puente de locos, o que se acercan días de fiesta y el ambiente está cambiando, pero me apetece diversión. Estoy de buen humor. El cuerpo me pide rock & roll y saltos, voces de falsete y plumas. La gastroenteritis que estoy dejando atrás no es excusa, aunque la faena diaria puede que sí. El estrés, el cole, el trabajo, mil compromisos… Todo sigue ahí. Algún villancico perdido al pasar por la puerta de un comercio. Las pequeñas luces como estrellitas que hemos puesto en el olivo del patio. Globos de colores que aún deambulan por la casa, como la resaca del cumple que nos negamos a recoger. Un Pikachu en lo alto del árbol de navidad… Todo sigue ahí. Hoy mientras fregaba sartenes, y me he descubierto canturreando… esto:

Y no sé muy bien cómo, llevo desde el miércoles escuchando glam y blues rock de los 60 y 70. Empiezo con los T-Rex, y sigo con Sweet, Blue Öyster Cult, Bad Company, The Allman Brothers Band, Humble Pie, los Faces, The Who, Free, Cream… ¡Hasta Roxy Music! De forma indiscriminada y sin medida. Un brote, lo llaman en algunas enfermedades. Muchas bandas. Mucho cabeceo con la sonrisa de medio lado. Buen humor.

Aunque me paré un buen rato con los Faces, a los que nunca había prestado oídos. A lo que quedó de los Small Faces de los 60 se le unieron Ronnie Wood –más tarde en los Rolling Stones– y un jovencísimo y desatado Rod Stewart. Y volví a entrar en bucle. Ahora entiendo un poco más el porqué de su fama y la figura de ‘Rod the Mod’. Es de esos frontman magnéticos, casi hipnóticos. Un auténtico animal. Yo que me quedaba con su imagen del Maggie May, o los conciertos trajeado con chaqueta, baladas y villancicos

El caso es que no soy demasiado navideño. Como casi todo lo que huele a tradición, me repele. Más aún cuando tanta gente se empeña en mantener e imponer el carácter religioso a algo que, aunque lo fuera hace tiempo, hoy en día es mera cuestión estacional, social y cultural. Pero he de reconocer que me produce cierto cambio de ánimo. Será porque ves llegar de lejos días de descanso, miniescapadas, o celebraciones. Y la noche de Reyes. Será que ser padre lo hace a uno ver estos días a través de los ojos de mi hija, o las sonrisas de mi hijo. Al final me quedo escuchado a Rod y Kylie Minogue el Let it Snow. Buen humor. Muy raro todo. Espero que la semana que viene, más. Sed libres.

¡Feliz #VDLN! ¡Y que la Fuerza os acompañe!
Síguenos en Facebook


Consigue aquí el código InLinkz.

Os dejo aquí directamente los códigos, tanto para Blogger como Wordpress. Si alguien necesita otro distinto, que no dude en pedírmelo.

BLOGGER, o WORDPRESS auto-hospedado (no wordpress.com):

Hospedado en WORDPRESS.COM:

Gracias a todos por participar. ¡Y a dar la nota!

Sigue leyendo ->

Nuestra primera Navidad.

Era diciembre de 2015. Giulia tenía 10 meses y se acercaba la navidad. No teníamos idea de cómo sería nuestra primera navidad los 3, en familia. Felizmente ahora nuestras familias celebran diferente: Mis padres reciben el 24 en la noche, esperando las 12 y a esa hora hacen una pequeña ceremonia para conmemorar el nacimiento de Jesús para luego cenar todos juntos, a veces van algunos tíos y primos. Después abrimos los regalos y estamos despiertos unas pocas horas más. El mismo 25 sólo descansan y

Sigue leyendo ->

De héroe a villano en 24 horas

Muy comentada es la frase de que el portero pasa de héroe a villano en un instante. Este pasado fin de semana nos tocó vivirlo en primera persona con Pau, cuando le tocó jugar 2 partidos.
En el club de Pau hay 7 equipos de categoría benjamín pero sólo 6 porteros. Algo habitual en los primeros años del fútbol base, dónde la mayoría de niños prefieren meter goles que no pararlos. En esta caso en concreto lo que hace la coordinación es hacer que uno de los porteros juegue con su equipo y con el benjamín que no tiene. Según la distribución de los partidos van uno u otro. Este pasado fin de semana, el benjamín A, equipo de Pau, jugaba el domingo, con lo que él fue el elegido para ir el sábado con el benjamín F. Pau encantado poder jugar dos partidos.
Pues bien, el sábado el partido salió redondo. Victoria por 4-2 en la que tuvo un papel muy destacado Pau, que firmó una muy buena actuación, haciendo que el dominio del equipo rival no derivará en la derrota de su equipo. Al final del encuentro, Pau salía con una sonrisa de oreja a oreja explicando que hasta el contrario le había felicitado por su partido.
Y llegó el domingo. Tocaba jugar segundo contra tercero. Un partido importante para el benjamín A. Pero las cosas salieron fatal. El equipo rival con muchísima intensidad se hizo amo del encuentro y Pau firmó uno de los peores partidos que le he visto en tiempo, acabando con un marcador de 6-0 en contra. Si Pau hubiera estado perfecto, la distribución de puntos hubiera sido la misma, porque alguno de los goles eran incontestables y los compañeros de Pau tampoco tuvieron el día. Acabó el partido y esta vez Pau salió con lágrimas en los ojos. Estaba avergonzado de cómo le habían salido las cosas y que su actuación había perjudicado mucho a su equipo. Yo cómo espectador del encuentro era consciente de que no había estado nada bien, pero cómo padre en esos momentos tenía que hacerle ver que no pasaba nada. Ni él ni el resto del equipo lo habían hecho bien. El rival había sido mejor en todos los aspectos y eso había acabado con el marcador abultado. 
¿Era tan bueno Pau el sábado y tan malo el domingo?. No. Era el mismo chico que disfruta siendo portero. Pero el fútbol es así. Unos días salen las cosas bien y otras no tanto. Sea por el motivo que sea. La noche del sábado al domingo Pau pasó mala noche con fiebre, pero a la hora del partido con tratamiento la fiebre había desaparecido. ¿Podría haber influenciado eso? Tal vez, pero yo creo que el resultado hubiera sido el mismo en circunstancias normales. 
A todo ello le tenemos que sumar que la figura del portero está más predispuesta al elogio y la crítica. Sus aciertos y sus errores son tremendamente visibles y suelen influenciar en el marcador. 
Creo que en un chico con 9 años recién cumplidos es normal que haya días buenos y no tan buenos. Si todos sus días fueran buenos seguramente estaría jugando en un equipo de primer nivel. y la realidad es que está muy feliz jugando en el equipo de nuestro pueblo, aunque el domingo hasta quisiera dejar el fútbol tras la derrota. 
Los niños todos quieren ganar, ser héroes, pero también es importante saber que hay ocasiones en que se pierde, en que uno puede llegar a ser el «villano». El sábado Pau sonreía, el domingo dejaba escapar alguna lágrima, pero lo importante es que ese fin de semana aprendió que un día estás arriba y otro día abajo y que has de levantarte. Y darte cuenta que tanto el sábado como el domingo era el mismo, ni héroe, ni villano, simplemente portero. 
Sigue leyendo ->

De héroe a villano en 24 horas

Muy comentada es la frase de que el portero pasa de héroe a villano en un instante. Este pasado fin de semana nos tocó vivirlo en primera persona con Pau, cuando le tocó jugar 2 partidos.
En el club de Pau hay 7 equipos de categoría benjamín pero sólo 6 porteros. Algo habitual en los primeros años del fútbol base, dónde la mayoría de niños prefieren meter goles que no pararlos. En esta caso en concreto lo que hace la coordinación es hacer que uno de los porteros juegue con su equipo y con el benjamín que no tiene. Según la distribución de los partidos van uno u otro. Este pasado fin de semana, el benjamín A, equipo de Pau, jugaba el domingo, con lo que él fue el elegido para ir el sábado con el benjamín F. Pau encantado poder jugar dos partidos.
Pues bien, el sábado el partido salió redondo. Victoria por 4-2 en la que tuvo un papel muy destacado Pau, que firmó una muy buena actuación, haciendo que el dominio del equipo rival no derivará en la derrota de su equipo. Al final del encuentro, Pau salía con una sonrisa de oreja a oreja explicando que hasta el contrario le había felicitado por su partido.
Y llegó el domingo. Tocaba jugar segundo contra tercero. Un partido importante para el benjamín A. Pero las cosas salieron fatal. El equipo rival con muchísima intensidad se hizo amo del encuentro y Pau firmó uno de los peores partidos que le he visto en tiempo, acabando con un marcador de 6-0 en contra. Si Pau hubiera estado perfecto, la distribución de puntos hubiera sido la misma, porque alguno de los goles eran incontestables y los compañeros de Pau tampoco tuvieron el día. Acabó el partido y esta vez Pau salió con lágrimas en los ojos. Estaba avergonzado de cómo le habían salido las cosas y que su actuación había perjudicado mucho a su equipo. Yo cómo espectador del encuentro era consciente de que no había estado nada bien, pero cómo padre en esos momentos tenía que hacerle ver que no pasaba nada. Ni él ni el resto del equipo lo habían hecho bien. El rival había sido mejor en todos los aspectos y eso había acabado con el marcador abultado. 
¿Era tan bueno Pau el sábado y tan malo el domingo?. No. Era el mismo chico que disfruta siendo portero. Pero el fútbol es así. Unos días salen las cosas bien y otras no tanto. Sea por el motivo que sea. La noche del sábado al domingo Pau pasó mala noche con fiebre, pero a la hora del partido con tratamiento la fiebre había desaparecido. ¿Podría haber influenciado eso? Tal vez, pero yo creo que el resultado hubiera sido el mismo en circunstancias normales. 
A todo ello le tenemos que sumar que la figura del portero está más predispuesta al elogio y la crítica. Sus aciertos y sus errores son tremendamente visibles y suelen influenciar en el marcador. 
Creo que en un chico con 9 años recién cumplidos es normal que haya días buenos y no tan buenos. Si todos sus días fueran buenos seguramente estaría jugando en un equipo de primer nivel. y la realidad es que está muy feliz jugando en el equipo de nuestro pueblo, aunque el domingo hasta quisiera dejar el fútbol tras la derrota. 
Los niños todos quieren ganar, ser héroes, pero también es importante saber que hay ocasiones en que se pierde, en que uno puede llegar a ser el «villano». El sábado Pau sonreía, el domingo dejaba escapar alguna lágrima, pero lo importante es que ese fin de semana aprendió que un día estás arriba y otro día abajo y que has de levantarte. Y darte cuenta que tanto el sábado como el domingo era el mismo, ni héroe, ni villano, simplemente portero. 
Sigue leyendo ->